jueves, 30 de octubre de 2008

ELECCIONES MUNICIPALES PDC 2008 - REGION DE ANTOFAGASTA.

Las cifras en la Region de Antofagasta hablan por si solas.
.
Esta es la realidad y las responsabilidades cuales seran????.....el estar divididos o definitivamente una pesima gestion de nuestra Directiva Regional.
.
.
ALCALDES PDC:

Antofagasta: de 3 candidatos …..elegida 1.

Gonzalo Dantagnan Vergara
PDC 27.540
30,95%
.
Waldo Valderrama Salazar
ILD 5.463
6,13%
.
Emile Ugarte Sironvalle
ILE 0.205
11,46%
.
Marcela Ximena Hernando Pérez
IND 45.768
51,43% *

Calama:

Esteban Velásquez Nuñez
ILA 20.789
43,28% *
.
Jorge Alex Godoy Reyes
FP 1.141
2,37%
.
Arturo Molina Henríquez
PDC 17.508
36,45%
.
Claudia Meneses Oliva
RN 7.667
15,96%
.
Lupercio Antonio Olivares Aguirre
IND 923 1,92%

San Pedro de Atacama:

Sandra Berna Martínez
PDC 1.198
45,32% *

.
Carlos Hernández Ossandón
ILD 451
17,06%
.
Aliro Catur Zuleta
ILE 994 37,60%


CONCEJALES PDC: de 25 candidatos…..elegidos 3

Antofagasta:

Roddiam Aguirre Aguirre
PDC 2.837
3,70% *

.
Rubén Gajardo Chacón
PDC 2.197
2,86%
.
Ricardo Rabanal Bustos
PDC 1.694
2,21%
.
Patricio Romero Muñoz
PDC 1.612
2,10%

Calama:

Ruth Olivares Bignani
PDC 1.637
3,80%

Tocopilla:

Patricio Tapia Julio
PDC 719
7,20% *

.
Felix Carrasco Auristondo
PDC 345
3,45%
.
Luis Klaus Ayala
PDC 325
3,25%

Taltal:

Erika Berenice Donaire R.
PDC 120
2,57%
.
Herminia Pizarro Soublett
PDC 23
0,49%

Mejillones:

Luis Eduardo Le-Blanc C
PDC 116
2,52%
.
Alejandro Javier Gómez C
PDC 18
0,39%
.
Pedro Manuel Portales P
PDC 53
1,15%

San Pedro de Atacama:

Eva Concepción Cruz R
PDC 126
4,91%
.
Cecilia Elizabeth Rojo
PDC 104
4,05%
.
Rubén Anselmo Reyes A
PDC 234
9,11% *


Maria Elena:

Sergio Díaz Briones
PDC 92
3,37%
.
Víctor Palape Suárez
PDC 89 3,26%

Sierra Gorda:

Leonard Hormazábal L
PDC 62
2,46%
.
Alicia Valencia V
PDC 165
6,55%
.
Héctor Hugo Santander
PDC 28
1,11%

Ollague:

María Bridshaw V
PDC 23
2,21%


Fuente: www.elecciones.gov.cl
.

Renuncia Presidenta Soledad Alvear V‏.

Concluido el proceso electoral municipal, y ante la renuncia indeclinable presentada por la presidenta de la Directiva Nacional, este Consejo declara:

1.- Respetar y comprender el gesto moral de Soledad Alvear, quien ha asumido personalmente una responsabilidad política compartida. Esto la engrandece y la integra a la mayor tradición partidaria.

2.- Convocar a un proceso nacional de reflexión partidaria acerca de la línea política ha adoptar en el partido, en la Concertación y respecto del Gobierno.

3.- Citar a Junta Nacional partidaria y elegir una nueva directiva nacional, o adoptar el procedimiento para ello.

4.- Suspender por unanimidad el proceso electoral interno convocado para el 14 de diciembre de este año, hasta la decisión que adopte la Junta Nacional.

5.- Acordar que en el intertanto y por expresa solicitud de Soledad Alvear, la Directiva Nacional en ejercicio continuará en sus funciones hasta la Junta Nacional por este consejo convocada, y

6.- Finalmente agradecer a los miles de abnegados militantes por el trabajo realizado, felicitar a los alcaldes y concejales electos y los que no fueron elegidos, porque en su conjunto, han servido a nuestros ideales.

Ricardo Rabanal Bustos - Presidente Comunal Partido Demócrata Cristiano Antofagasta.
.

MARCELO TRIVELLI: “ESTAMOS FRENTE A UN GOLPE BLANCO”.

Tras suspensión de derechos en la Democracia Cristiana

A juicio del ex Intendente la DC continúa cerrando las puertas a la participación democrática para favorecer intereses de grupos.

Trivelli llamó a la militancia a unirse, para recuperar los derechos conculcados por la arbitraria decisión del Consejo Nacional del PDC.

“Estamos frente a un golpe blanco en la DC”. Con estas palabras definió Marcelo Trivelli la situación del Partido, tras conocerse que el Consejo Nacional de la tienda suspendió los derechos de la militancia para elegir la nueva directiva y el proceso de elección del abanderado presidencial de la colectividad el 14 de diciembre, de acuerdo a lo fijado por la Junta Nacional en julio pasado.

Según el ex Intendente, “el Consejo Nacional no tiene autoridad moral para revocar una decisión soberana adoptada en Junta Nacional”.

“Las Municipales nos dieron una señal clara. La ciudadanía quiere políticos que salgan de sus oficinas, que escuchen y que estén preocupados de resolver los problemas de los chilenos. Lamentablemente, la decisión del Consejo Nacional apunta otra vez a cerrar las puertas a la democracia, para acomodar intereses personales o los de grupos internos”.

Trivelli convocó también a la militancia DC a retomar sus valores fundacionales y volver a discutir los temas del país. “Los dirigentes actuales se olvidaron de las conclusiones del V Congreso Ideológico y están más preocupados de repartirse el poco poder que nos queda, en vez de asumir posiciones claras en los temas que verdaderamente afectan a Chile.

“Comprometeremos un computador conectado a Internet para cada niño o sólo se lo daremos a los mejores?, ¿desarrollaremos la eficiencia energética y las energías renovables o vamos a inundar los valles del Baker, el Pascua y Río Cuervo en Aysén?, ¿continuaremos encarcelando jóvenes como solución contra la delincuencia o abriremos oportunidades de empleo y rehabilitación?, ¿apoyaremos a la Pyme con bajas de tasas de interés o los dejaremos caer en la recesión que se avecina?”, agregó.

Finalmente, Trivelli llamó a “respetar la voluntad democrática del Partido y buscar la unidad tras un proyecto programático común y no solo una frágil unión tras los mismos de siempre. Para que la gente vuelva a confiar en la Democracia Cristiana, primero, la Democracia Cristiana tiene que volver a confiar en la gente”.
.

miércoles, 29 de octubre de 2008

La Falange, un círculo dando botes y botes sin saber donde llegar.

Crónica con muerte anunciada.

La reciente renuncia de la presidenta nacional de la falange, es el resultado de una crónica con muerte anunciada, que a través de las distintas decisiones equivocas, despotenciaron la figura de Soledad Alvear Valenzuela,

Los responsables todavía están ahí, a la vista, en las faldas de la Senadora, que leal a sus convicciones resguardara por todo los medios posibles, a sus colaboradores más directos.

El declive del liderazgo de Alvear Valenzuela., no es más que el mal asesoramiento que abunda actualmente en nuestros círculos políticos, la poca visión de futuro, el posesionar figuras con poco compromiso social y la deslealtad existente con cero auto-critica política, por enumerar algunas.

V Congreso

La Falange, ha destacado siempre por ser un partido de ideas y soluciones concretas a las realidades de nuestros ciudadanos, su última gran propuesta fue lo acontecido en el V Congreso Partidario. Originando en las bases, de las más variadas tendencias, un aporte para ir en solución a las distintas problemáticas, con caras a nuestro Chile del siglo XXI.

Los recientes resultados eleccionarios, reflejan la falta de orientación absoluta.

En la medida que nos preocupemos de que tan rentables sean los resultados, contrario al criterio del bien común, y no basándonos en una sociedad que se aproxime a los principios cristianos que profesa la falange, no seremos capaces de asumir nuevamente ese liderazgo.

La clase media esta a la espera, de promesas incumplidas.

En la actualidad hay dos grandes referentes que promulgan soluciones para nuestra clase media, un sector dentro de la falange y otro grupo que está celebrando el alto porcentaje otorgado por nuestros ciudadanos.

Hay que canalizar, con todos los medios posibles, ir en ayuda de este gran sector de chilenos que están pasando apuros, decepcionados de promesas incumplidas. No nos olvidemos que detrás de cada cifra estadística, hay una persona humana.

La región

Los resultados en nuestra región, demuestran la falta de liderazgos cercanos a la ciudadanía. Las divisiones internas, son el resultado de liderazgos populistas, que se preocuparon de posesionar por conveniencia.

En la medida, que los liderazgos actuales no ejerzan consenso, la falange seguirá siendo un círculo dando botes y botes sin saber donde llegar.

Carlos Saavedra Martínez
.

Soledad Alvear: gran compromiso y honestidad al que le falto un Giro País.

Mal estuvieron los resultados de la DC. Bajó al 15% y perdió alcaldías y disputas importantes.

Resultado: Soledad Alvear renunció no sólo a la DC sino a su opción presidencial: "Creo que esto era lo que debía hacer. No había otra forma de lograr la unidad tan necesaria en la Democracia Cristiana" afirmó. Un gesto súper noble y valioso.

¿Que le pasó a Soledad?

Muchos estuvimos con ella en la primera patita de presidencia de la DC y en su comando a la Presidencia. Pero la segunda patita en la DC fue al final su gran error. Aunque fue una decisión que pensó muy bien e invitó a muchos a darle opiniones.

Había que dedicarse al país, a generar una visión nacional convocante y moderna, y no quedarse en las divisiones, problemas y peleas que se viven en la Falange, que al final le infringieron mayores costos que los beneficios de manejar el aparatik. Faltó el "giro" necesario para convocar a un nuevo proyecto nacional sugestivo, amplio.

Su caída en las encuestas fue demostrando el deterioro en la percepción de las personas. Además pienso que estas elecciones están pidiendo un cambio en los liderazgos. Y esto no es porque ella no tenga condiciones, sino porque la gente pide otro perfil. El síndrome Obama, - muy saludable por lo demás-, está llegando a Chile.

Si la Concertación tiene alguna posibilidad debe ir buscando estos liderazgos nuevos y nuevas formas de participación. Perfiles como el de Orrego, Undurraga y otros dan una remota esperanza.

Gentileza: Giro Pais.
.

DECLARACIÓN PÚBLICA

.
La Democracia Cristiana acaba de sufrir la mayor debacle electoral desde el retorno a la democracia. Más de seis puntos porcentuales, más de 400.000 votos perdidos, lo que se traduce para la DC en una pérdida electoral de 45 alcaldes y de 113 concejales.

Aun más, la presencia de la DC casi desapareció en importantes regiones del país, dejando de ser un partido con representación popular en toda la nación. Esta dramática situación partidaria pone en cuestión la continuidad de la Directiva Nacional y hace urgente la necesidad de convocar a una Junta Nacional a la brevedad posible.

Lo que acaba de suceder con la democracia cristiana, es el justo castigo que el pueblo chileno otorga a un partido político que abdicó hace ya muchos años de los valores que inspiraron a nuestros padres fundadores de la Falange Nacional.

Efectivamente dejamos que nuestra alma cristiana, humanista, demócrata, fraterna y solidaria fuera reemplazada por el pragmatismo y por la transacción para mantener el poder. Nos aferramos al discurso de formar parte de la coalición más exitosa de gobierno en la historia de Chile y no fuimos capaces de darnos cuenta cómo olvidamos nuestras promesas de superación de la pobreza, de abrir oportunidades, de hacer un Chile mejor y más justo.

A este panorama desolador, ajeno a nuestras raíces, se sumaron otros hechos tanto o más devastadores: dejamos que la odiosidad, el personalismo, el arrinconamiento de los “camaradas” que no se convertían en incondicionales de un proyecto de lote o de persona se impusieran en nuestra casa política.

La DC con sus peleas internas fue incapaz de transmitir al pueblo de Chile las principales ideas aprobadas en nuestro V Congreso, entre ellas la rectificación del modelo económico, la promoción de una constitución política verdaderamente democrática, el rechazo al lucro en la educación y establecer causes de real participación que la Concertación hoy día es incapaz de ofrecer.

La votación del PRI y sus aliados nos demuestran el grave error cometido al expulsar al senador Adolfo Zaldívar y facilitar el alejamiento de cinco diputados de la República. Se revela que una parte significativa del electorado DC, nos ha dado vuelta la espalda siguiendo a un liderazgo, cuyas ideas calan hondo en la población.

Hoy, nuestra principal preocupación no es la situación personal de algunas derrotadas figuras de la DC, ni las carreras presidenciales, sino los miles de militantes y simpatizantes de la DC que a lo largo y ancho del país sienten que el partido no sabe lo que quiere; que el partido no escucha al país real , ypor sobre todo sienten la ausencia absoluta de liderazgo.

Por ello demandamos de la Directiva Nacional la convocatoria a la Junta Nacional del PDC, donde los delegados puedan dar su opinión sin instrucciones ni presiones, para hacer de este urgente debate el logro de definiciones estratégicas que salven el legado que nos dejaron los grandes hombres y mujeres demócrata cristianos que tanto entregaron a este país.

Marcelo Ortiz-Consejero Nacional PDC
Enzo Pistacchio-Ex Consejero Nacional PDC
Myriam Verdugo-Consejera Nacional PDC
Cristián Sandoval
Hernán Álvarez
David Herrera
.

martes, 28 de octubre de 2008

A ULTIMO MINUTO: Soledad Alvear renunció a la presidencia de la DC.

La senadora aseguró que era la única forma de "lograr la unidad" dentro de su partido.

SANTIAGO.- Ante las fuertes presiones para que abandonara su cargo tras los magros resultados de la Democracia Cristiana en recientes elecciones municipales, la presidenta de dicha colectividad, Soledad Alvear, anunció esta tarde su renuncia a la mesa directiva y a su aspiración presidencial.

"Quiero tanto a mi partido y creo en sus valores y principios, creo que esto era lo que debía hacer, no había otra forma de lograr la unidad tan necesaria en la Democracia Cristiana", declaró Alvear tras participar en el Consejo Extraordinario de la tienda oficialista convocado para analizar los resultados electorales.

La senadora pidió que el Consejo convoque a una Junta Nacional para el próximo 5 de diciembre, la que tendría que resolver un nuevo mecanismo para definir al abanderado presidencial de la DC.

"En política nunca, nunca he estado por proyectos individuales, sino que proyectos colectivos. Mi primer norte para actuar en política ha sido pensar en el país, pensar en la Concertación y pensar en mi partido, la Democracia Cristiana", leyó la ahora ex titular de la DC.

Tras la jornada electoral del domingo, aumentaron las presiones para que las primarias internas, aprobadas por la Junta Nacional, no se efectuaran el 14 de diciembre.

De hecho, los denominados "príncipes" de la DC, los reelectos alcaldes Alberto Undurraga y Claudio Orrego, le solicitaron a Alvear que consensuara una nueva fórmula que le diera garantías a todos los sectores, tomando en cuenta que el padrón electoral del partido estaba siendo cuestionado por un sector importante del partido que se identifica con el senador Eduardo Frei.

Además, esta mañana, la última encuesta CERC mostró que éste último amenazaba fuertemente la candidatura de Alvear pues se ubicó en el segundo lugar, tras el ex Presidente Ricardo Lagos, como la mejor carta presidencial de la Concertación, e incluso superaba a la senadora entre los votantes que se identifican con la DC.

Daniela Aránguiz - El Mercurio
.

Gabriel Ascencio: "Si Alvear renuncia, hay que aceptar de inmediato".

.
Asegurando que "la directiva de la Democracia Cristiana ha perdido toda legitimidad para seguir conduciendo el Partido", y, a través de una declaración pública, el diputado Gabriel Ascencio agregó que "tal como lo hiciera la Directiva, cuando Andrés Zaldívar perdiera la primaria con Ricardo Lagos, esta mesa debe reconocer su fracaso. Por eso, no es posible aceptar una farsa en el Consejo nacional. Si la mesa renuncia, hay que aceptar de inmediato".

El parlamentario, agregó que "el desastre electoral de la elección municipal es de su exclusiva responsabilidad: designación de candidatos por criterios grupales sectarios; abandono de la campaña por la pretensión presidencial de su presidenta; porfía para ampliar el acuerdo electoral y posibilitar con ello la mantención de una docena de comunas que pasaron a ser dirigidas por la derecha, etc. son algunos de los indicadores de la derrota provocada por la Directiva Nacional."

Ascencio precisó, además, que "no es el momento de hablar de candidaturas presidenciales; lo que corresponde es recuperar una conducción al servicio del Partido y no de las pretensiones personales. Tampoco es el momento para acuerdos cupulares; hay que oír al partido".

En la declaración redactada, Ascencio agrega que "la Democracia Cristiana ha retrocedido alarmantemente en sus resultados: un senador menos, cinco diputados menos; 113 concejales menos; más de 40 alcaldes menos; y, hay regiones, donde prácticamente hemos desaparecido. Este es el resultado de la mesa que preside la senadora Soledad Alvear."

Por lo anterior, y refiriéndose a las responsabilidades, señala que "no es posible aceptar que una vez mas los mismos que provocaron esta derrota pretendan esconderse tras la vieja frase de que "todos somos responsables". Ello no es así. Los responsables son los que administran con criterio sectario, de lote, los asuntos colectivos. Llegó el momento en que asuman su responsabilidad y, si aún les queda algo de cariño por el Partido, den un paso al costado. Ello es lo ético y también lo estético."

Fuente: La Segunda.
.

DC dilata renuncia de Alvear y busca acuerdo con Frei para enfrentar crisis por caída histórica.

En una sesión extraordinaria del consejo nacional de la DC, fijada para esta tarde, el partido evaluará los pasos que adoptará tras la brusca baja electoral en las municipales. Ayer, la directiva y los ex presidentes del partido sostuvieron una extensa reunión y se abrieron a suspender las elecciones internas del 14 de diciembre.

Soledad Alvear llegó ayer atrasada a una reunión que tenía agendada al mediodía con la directiva de la DC. Venía de La Moneda, donde, según contaría después, la Presidenta Michelle Bachelet les pidió a los jefes de los cuatro partidos de la Concertación que apuraran la definición de un candidato único.

La senadora no alcanzó a terminar el relato: en el Círculo Español tenía agendado un encuentro con los ex presidentes de la colectividad.

En la cita participaron el ex Presidente Patricio Aylwin, Andrés Zaldívar, Gutenberg Martínez y toda la directiva del partido. Y comenzó con un descarnado análisis de la caída electoral de la DC en las municipales. El partido había perdido más de 300 mil electores, dejó de ser el más grande del país y obtuvo el 13,98%, descendiendo más de seis puntos respecto de 2004. Perdió, además, 41 comunas en todo el país.

Uno de los temas que estuvo sobre la mesa fue la renuncia de Alvear a la directiva. Si los dirigentes coincidieron en que sería injusto que pague los costos de los malos resultados, la posibilidad quedó abierta. Con una salvedad: no abrir un vacío de poder en momentos de crisis.

En la directiva están conscientes de que Alvear, tarde o temprano, deberá renunciar a la presidencia de la DC. El problema es que buscan una salida "honrosa" y no sujeta a presiones. Ayer, los colorines que permanecieron en el partido emitieron una declaración, señalando que el resultado "pone en cuestión la continuidad de la directiva". Y el equipo de Eduardo Frei apuesta a encauzar la crisis a una junta nacional -en noviembre- y pedirle que abandone el cargo.

Otro tema del encuentro lo planteó, entre otros, el ex ministro Zaldívar: abrirse a la posibilidad de suspender las elecciones internas del 14 de diciembre, que han sido objetadas por Eduardo Frei. La idea, dijo, era explorar otro mecanismo para elegir al abanderado DC y cuidar la unidad en momentos en que el partido es sacudido por una severa crisis interna.

Los ex presidentes del partido estuvieron de acuerdo, pese a que las internas formaban parte del itinerario de Alvear. La caída electoral, sin embargo, la dejó en una debilitada posición y con un pie fuera de la presidencial. No sólo porque ella es la cara de la derrota, al ser la presidenta del partido. La senadora ha tenido una baja sostenida en las encuestas, que la instalan en el 2% de las preferencias. "Es cosa de tiempo que baje su postulación. El tema es la forma y el momento", señala un cercano.

CONTACTOS CON FREI

Aylwin y Zaldívar, además de parte de los miembros de la directiva, también exploraron otras vías para amortiguar el impacto de la caída electoral. La principal pasó porque Alvear y Frei sellen un acuerdo político y terminen con las disputas públicas. ¿El objetivo? No profundizar la crisis partidaria.

Ayer, integrantes del alvearismo y el freísmo tomaron los primeros contactos entre sí.

La senadora dejó abierta esa posibilidad. Lo mismo hizo al recibir en horas de la tarde a los alcaldes Alberto Undurraga y Claudio Orrego, quienes forman parte de la generación de los 80 y obtuvieron holgadas mayorías en las elecciones. Los ediles, que forman parte del grupo de los llamados "príncipes" de la DC, le señalaron que debía sellar un acuerdo sí o sí con Frei y que, de lo contrario, no apoyarán a ninguno de los dos.

La posibilidad de que Alvear renuncie a la directiva y los cambios al mecanismo para elegir al abanderado DC serán revisados hoy por el consejo nacional del partido. Todo apunta a que el organismo citará a una junta nacional -el máximo organismo partidario- en noviembre, para zanjar esas discusiones. Frei intentará sumar fuerzas en la instancia. Y en el equipo de la senadora señalan que, de continuar con su ofensiva, puede terminar pagando un alto costo.

Por Waldo Díaz y Tomás Martínez
.

Pablo Lorenzini pide a Bachelet un inmediato cambio de gabinete tras resultados de municipales.

El diputado DC asegura que la caída en los resultados se debe a que "el Gobierno no escucha a la gente".

El diputado de la Democracia Cristiana (DC) Pablo Lorenzini atribuyó los negativos resultados de la Concertación en las elecciones municipales a que el Gobierno no escucha a la gente.

Por lo anterior, pidió a la Presidenta Michelle Bachelet que "tome las riendas" y haga de inmediato un cambio de gabinete.

"(La pérdida de alcaldías) es la consecuencia de un Gobierno que no escucha a la gente. La Presidenta debe hacer un cambio de gabinete ahora, (ya que) esto refleja un fracaso del comité político y el fracaso de una forma de llevar el Gobierno", subrayó el parlamentario democratacristiano.

Asimismo, afirmó que si le trata de "díscolo" se debe a sus exigencias a favor de las personas.

"Tanto se nos ha criticado por ser díscolos, la verdad es que si lo hemos sido, la razón obedece sólo a ponernos en el lugar de la gente. Pedimos una rebaja del IVA; hemos solicitado hasta el cansancio la eliminación del 7 % que se les descuenta en salud a los pensionados; optaron por un presupuesto empresarial, que deje tranquilos a los inversionistas (mientras que) la gente, en las actuales circunstancias, sigue esperando", recalcó.

Agregó que "los díscolos seguiremos siéndolo, aunque nos critiquen una y otra vez y, ojalá, esto haga reflexionar a quienes toman las decisiones, para que retornen a lo que prometió Bachelet: un Gobierno realmente ciudadano".

Fuente: La tercera.
.

lunes, 27 de octubre de 2008

Tras preocupantes y malos resultados electorales, se anticiparía cambio de gabinete para los próximos días.

.
Saldrían ministros Barría, Cortázar, Pérez Yoma, Maldonado, Hornkohl y Andrade y varios subsecretarios.

Las horas posteriores a la elección municipal 2008 tienen intranquilos a varios componentes del Palacio de Gobierno, toda vez que suena insistentemente un brusco cambio de gabinete para los próximos días. Los ministros y subsecretarios deberían renunciar antes del 13 de diciembre de este año. O sea les quedan sólo 45 días para tomar la decisión...si es que la Presidenta no toma "el toro por las astas" antes de esa fecha.

Luego de su gira por Centroamérica, que culmina el próximo fin de semana, la Presidenta Bachelet debería iniciar sus conversaciones con los ministros y subsecretarios para iniciar la última etapa de su gobierno. "El viaje le servirá a la Presidenta para despejarse de las presiones internas" dice un parlamentario, quien añade que en esta gira la mandataria debería "traer un diseño de los futuros cambios de su gabinete".
Según fuentes consultadas por Cambio 21, la dolorosa derrota en comunas con dominio concertacionista, como San Bernardo, Conchalí, Cerro Navia, Quilicura, y otras donde se pretendía "desalojar" a los alcalde de derecha, tendría en la cuerda floja al ministro de Transportes, René Cortázar. Esto, por las críticas a la implementación del Transantiago. "Si seguimos igual con el tema del transporte capitalino, despidamónos de la presidencial" dice un parlamentario concertacionista.
Además, la polémica aplicación de los fotopartes en algunas intersecciones de la capital acentuarían el interés por dar una nueva conducción en esta cartera.

Por la crisis del Sida en Iquique y una serie de errores en los temas de salud, partiría de la cartera, la doctora María Soledad Barría. Sólo así se evitaría una eventual acusación constitucional de parte de la Alianza que ha inisistido en repetir la causa que llevó a la destitución a Yasna Provoste.

Por otro lado, debido a sus aspiraciones parlamentarias los ministros Edmundo Pérez Yoma (Interior), Osvaldo Andrade (Trabajo), Sergio Bitar (Obras Públicas), Marigen Hornkohl (Agricultura), Paula Quintana (Mideplán) y Laura Albornoz (Sernam) renunciarían a sus respectivas secretarías de Estado.

Pérez Yoma (DC) estudia una senaduría por Tarapacá, al igual que Bitar (PPD), en caso que no acepte la nominación presidencial desde su partido a inicios de diciembre. Hornkohl iría por una diputación en la Sexta Región.

De la misma forma, los subsecretarios Felipe Harboe (Interior), Cultura (Arturo Barrios), Eduardo Abedrapo (Mideplán), Augusto Prado (Gobierno), Ricardo Fábrega (Redes Asistenciales), Javiera Blanco (Carabineros) y Ricardo Navarrete (Investigaciones) dejarían sus cargos para iniciar desde ya sus respectivas campañas parlamentarias.

Harboe fue anunciado como candidato a senador por el Maule de parte del secretario general del PPD, Alejandro Bahamondes; Blanco es sondeada como diputada en Tocopilla; Fábrega se mudaría a Maipú y Estación Central; y Navarrete se iría a un distrito del sur del país.
.
Fuente: Cambio21.
.

¿Queda salida para Soledad Alvear?

Si bien toda la Concertación debe asumir el llamado de atención del electorado que le dio una mayoría relativa a la Alianza en alcaldes (no en concejales), el partido que más sufrió fue la DC. Y el político más golpeado es, sin duda, la presidenta de la falange, Soledad Alvear.

Como presidenta del partido, Alvear no puede eludir responsabilidad. No es que la DC haya dejado de ser lo que era porque perdió votos. La DC ha perdido apoyo porque dejó de ser lo que era. Más preocupada de los conflictos internos que de propuestas, más dedicada a disputar el aparato de gobierno que a sumar simpatizantes, la DC de Alvear se ha convertido en el mejor símbolo del sistema de partidos que el electorado rechaza.

A partir de estos resultados, Alvear no puede aspirar ya a un mejor derecho a ser la abanderada concertacionista. Pero le queda tiempo para demostrar que escuchó "el llamado de la gente" del que hablan los líderes oficialistas. Alvear necesita ganar la nominación con propuestas que entusiasmen a esos votantes que, abandonando a la Concertación, no se animaron a votar por la Alianza. Ahí radica su única posibilidad.

La timonel falangista debe inspirarse en la experiencia exitosa de una generación de recambio de alcaldes DC que ganó en la capital pese al Transantiago y al desorden oficialista. Si opta por la negación, como el gobierno, o repite la campaña soberbia enfocada en el pasado que pavimentó la derrota de Ravinet, este traspié será sólo el preludio para un descalabro en 2009. Entonces, una nueva derrota del partido producirá el fin de la Concertación y el inicio de un ordenamiento electoral en que la Alianza, ansiosa de victoria, logre conquistar ese voto moderado, desencantado DC, que le otorgue la mayoría hasta ahora esquiva.

Justo cuando está más golpeada, Alvear necesita demostrar mayor capacidad de innovación y voluntad para reinventarse. A menos que demuestre fehacientemente que aprendió la lección la senadora se desvanecerá con la misma sensación de inevitabilidad y desazón de la que hoy parece ser víctima su partido.

Por Patricio Navia - Director del Magíster en Opinión Pública, UDP
.

Presidenta Bachelet define cambio de gabinete y nuevas alianzas tras derrota.

Michelle Bachelet comenzó hoy a definir la posibilidad de cambiar su gabinete y ampliar su base de apoyo político, tras la derrota sufrida por el gobierno este domingo en las principales alcaldías del país.

El propio portavoz del gobierno, Francisco Vidal, reconoció que ambas situaciones eran tema de análisis, durante un programa político en la madrugada local. La situación sería confirmada en los próximos días, teniendo como telón de fondo las elecciones presidenciales y legislativas de diciembre de 2009, donde la oposición de derecha corre con amplia ventaja, según sondeos de distinto signo.

La necesidad de introducir cambios de fondo fue deslizada por la propia Bachelet. "Hay que escuchar el rumor de la calle", dijo a sus partidarios en el palacio de gobierno, La Moneda, tras los comicios. La mayor complicación para el gobierno es que hoy la oposición de derecha controla la mayoría de las 30 comunas más pobladas del país, claves en la lucha político territorial.

Analistas de distintas corrientes, algunos incluso asesores de la presidenta como Alfredo Joignant, plantearon que una opción cierta es que el oficialismo negocie el ingreso al gobierno de nuevos actores políticos. La oferta iría dirigida especialmente Partido Regionalista Independiente (PRI), liderado por un grupo de ex demócrata cristianos, que obtuvieron un siete por ciento de los sufragios. Ellos gobernaron inicialmente con Bachelet, pero luego fueron expulsados de la coalición por pugnas en su propio partido, debido a sus críticas al modelo neoliberal de desarrollo.

Menos cierta es la opción de lograr una alianza de fondo con los comunistas, que treparon a un nueve por ciento de las preferencias, logrando por primera vez una alcaldía en la capital desde 1990.Fuentes de esa colectividad negaron que estén dispuestos a dar ese paso.

Como sea, Bachelet deberá ahora dar un golpe de timón o sentarse a ver como el multimillonario Sebastián Piñera, su contendedor en 2006 y favorito en los sondeos, conquista el poder en 2009, como lo asegura desde la noche del domingo.

Fuente: La Segunda.
.

Edmundo Pérez Yoma: La "dispersión" y la "falta de unidad" explican la derrota en elección de alcaldes.

.
El Jefe de gabinete reconoció que faltan "caras nuevas" en la Concertación y que hay una "élite repetida".

El ministro del Interior Edmundo Pérez Yoma hizo un crudo análisis de la derrota sufrida ayer por la Concertación en la elección de alcaldes.

A su juicio la “dispersión, la falta de unidad, no tener en cuenta mejor los factores regionales” propició que en materia de alcaldes “sufriéramos una gran pérdida”.

Para el jefe de gabinete las razones de la derrota van más allá de problemas coyunturales como el Transantiago. Dijo que “la explicación va más bien por renovación, la gente quiere caras nuevas, hay una élite de la Concertación repetida, caras viejas, la gente pide renovación, es un factor que tenemos que tener en cuenta y esto requiere un análisis muy frío”.

En esta línea indicó que “vamos a tener que ser muy cuidadosos al momentos de elegir a nuestros candidatos”. En esta línea reconoció que el factor de los llamados candidatos "descolgados" fue importante. "Hay mucha gente que fue por fuera" que son identificados aún como de la Concertación, precisó.

En todo caso al momento de evaluar lo positivo, Pérez Yoma manifestó a radio Cooperativa que “la centroizquierda en Chile es mayoría”.

De paso llamó a la Alianza a ser "cuidadosa". Agregó que "la gente no quiere confrontación. La estrategia del desalojo no funcionó con el resultado de los concejales, deben entrar en un proceso de reflexión grande".

Consultado por un próximo cambio de gabinete, Pérez Yoma dijo que durante el mes de noviembre la Presidenta Michelle Bachelet "va a conversar con cada uno de los ministros para saber bien quienes se van a quedar, quien la va a acompañar hasta el final y que ajustes quiere introducir y la fecha tope es el 11 de diciembre, y esto se aplica para los gobernadores, intendentes y subsecretarios".

DOS LISTAS

Pérez Yoma fue enfático en señalar que la fórmula de ir en dos listas en concejales no fue acertada. Llamó a quienes propiciaron esta tesis a “reconocer su error”. Dijo que “la desunión es fuertemente castigada”.

El ministro militante DC dijo que su partido la elección pasada llevó el 50% de los candidatos de la Concertación, esta vez llevamos sólo el 25%. "Que la DC siga siendo el partido con más alcaldes a mi me parece que no es un mal resultado”, dijo.

Fuente : La Tercera.
.

sábado, 25 de octubre de 2008

Presidenciables post 26: Alvear y Frei se declaran la guerra; Insulza y Lagos juegan sus cartas, y Piñera busca ampliar su apoyo.

Aunque en el socialismo nadie apuesta a que una definición será tranquila, es en la DC donde avizoran una «noche de cuchillos»... Molestias contenidas y estrategias bajo llave se aprestan a salir con miras a lograr la candidatura presidencial.

Mientras, en la Alianza, Piñera aspira sumar a la UDI a su candidatura -pero sin presiones, dicen- y consolidar la coalición por el cambio.

La ya poco contenida carrera presidencial se desatará por completo la noche del domingo 26, cuando se hayan hecho públicos los resultados de la elección municipal.

Así tras una jornada de conciliábulos y muchos pero muchos cálculos, los presidenciables de la Concertación y el de la Alianza, Sebastián Piñera, verán en qué pie quedan para diciembre del próximo año y con qué fuerzas cuentan para encaminarse a La Moneda.

Así, con extrema cautela actuarán el día de la elección municipal los dos presidenciables más importantes de la DC, Soledad Alvear y Eduardo Frei. Hasta el cierre de esta edición, ambos tenían decidido no conceder entrevistas el domingo y observar cómo se mueven las cosas, teniendo en cuenta que cualquier paso en falso puede ser fatal para sus aspiraciones.

Los dos saben que ese no será el mejor día para su partido. Y Frei se ha estado preparando hace meses. Ha planteado públicamente que un resultado inferior al 20% sería una derrota para la DC, considerando que ese fue el porcentaje que obtuvo en la elección del 2004. Para él no influyen argumentos como la división de la Concertación en dos listas, ni el efecto que podría provocar el PRI con el apoyo de los ex colorines. Mientras, Alvear desde el primer momento ha optado por ponerse en el peor escenario, haciendo desde ya la pérdida en votos.

Pese a las distintas tácticas, las cosas serán difíciles para los dos. Saben que con una baja electoral significativa disminuyen sus posibilidades de ser candidatos presidenciales. Más aún, ni Frei ni Alvear tienen resultados en las encuestas -hasta ahora- que los pueda mantener optimistas.

Pero la precaución inicial está lejos de augurar una competencia suave.

Alvear está confiada en el itinerario que se ha fijado la DC para definir su carta a La Moneda. El 11 de noviembre a más tardar debería inscribir su candidatura para participar en las primarias de su tienda.

Pero lo que aún no está claro es si Frei validará ese proceso. Su equipo ha cuestionado con fuerza el padrón electoral con el que se hará la elección y no ha escatimado críticas a la presidenta DC y la actual directiva. Por eso, algunos lo han acusado de buscar un escenario para no competir con Alvear y evitar una derrota.

Si en el círculo de Alvear más bien se han mordido la lengua y han tratado de no seguir el mismo juego del senador, los mismos aseguran que después de la municipal las cosas ya no serán con "guante blanco" y anuncian que "vamos a responderle a Frei".

En el caso de que el ex Mandatario desconozca la legitimidad de las primarias, el alvearismo no descarta convocar a una Junta Nacional para que resuelva el tema, tal como se ha hecho en todas las ocasiones anteriores, escenario que consideran favorable.

Pero las cosas han empezado a complicarse para Alvear. Son varios los que consideran que su opción ya no prendió y que incluso en una primaria cerrada Frei podría derrotarla. Sostienen que se está instalando con fuerza que él es la mejor alternativa DC para enfrentar a Piñera, sumado a que la militancia no quiere un candidato presidencial que no pertenezca a la colectividad.

Por eso, el ex Mandatario debería -dicen- ser muy cuidadoso en sus críticas para no perjudicar su propia opción.

Con los resultados en la mano, Frei tiene que decidir si se somete a ese procedimiento o no. Si los números de la DC son muy decepcionantes, el ex Presidente desistiría de su intento, por las escasas posibilidades de su partido de tener éxito en la presidencial. Lo mismo si la colectividad saca un resultado cercano al de la elección anterior, porque eso lo capitalizaría Alvear.

Pero una baja que no sea dramática, alentaría las aspiraciones del ex Mandatario, quien sí exigiría que la actual mesa DC asuma su responsabilidad en el resultado.

En sintonía con eso, el ex Presidente seguirá explotando su imagen como figura de la Concertación, postura que ha utilizado durante toda la campaña. De hecho, Frei no sólo ha recorrido el país apoyando a los candidatos a alcalde del oficialismo, sino que también ha integrado a los postulantes a concejales del PPD y el PRSD, pese al mal pie en que quedaron las relaciones de la DC con esos partidos, luego de la decisión de ir en listas separadas de concejales.

La tarea de Insulza: Convencer más que a la mesa del PS

El secretario general de la OEA, José Miguel Insulza, ya comenzó la cuenta regresiva para dejar su cargo en Washington. Seguro de que su partido lo elegirá candidato a La Moneda en la «Convención Presidencial» del 30 de noviembre, el ex pánzer tiene que empezar a aglutinar fuerzas en su colectividad y demostrar que es más que la opción del timonel del PS, Camilo Escalona. Más aún, cuando varios en su partido -incluso en la mesa- le han reprochado el no haber dejado antes su cargo en la OEA para jugársela por su candidatura. A eso se suma que no son pocos los que creen que el no candidato Ricardo Lagos se mantendrá como una sombra...

En todo caso, si tal como lo ha dicho públicamente, Insulza decidió jugársela, debería despejar rápidamente su situación en la OEA durante el mes de diciembre. Y hacer todos los esfuerzos desde ya para mejorar su posicionamiento en las encuestas, estrechar sus relaciones con los distintos sectores del PS y tender puentes hacia la DC y el PPD, para pavimentar el camino de un candidato único y de una lista parlamentaria que satisfaga a la tienda de Alvear en el caso que ni ella ni Frei lleguen en carrera a La Moneda.

Pero si el DC Genaro Arriagada acierta en sus pronósticos y Lagos comienza a subir "como la espuma" en las próximas encuestas, Insulza no tendría más alternativa que hacerse a un lado, por muy proclamado candidato del PS que esté.

El retiro estratégico de Lagos

Una salida estratégica de las canchas tendría el ex Presidente Ricardo Lagos. Así como no desaprovechó momento para marcar presencia en la campaña municipal, apoyando candidatos de uno y otro lado de la Concertación -e incluso se trenzó en polémicas con figuras como Insulza y Michelle Bachelet, cuando criticó el Transantiago y las decisiones respecto a EFE-, ahora se retiraría de escena por un mes para cumplir compromisos internacionales.

Y eso, justo cuando el PS -cuyos militantes se debaten entre Insulza o él- se aboque de lleno a los preparativos y a la realización de su convención y cuando el PPD y la DC ya estén embarcados en sus respectivas definiciones.

De acuerdo a los planes que tiene hasta ahora, Lagos partiría el martes 29 a Mar del Plata, luego participaría en el Foro de Biarritz y después viajaría a Pekín. Posteriormente se iría a Europa y pasaría por Budapest, Rotterdam y París. Más tarde se iría a México, donde asistiría al cumpleaños del escritor Carlos Fuentes. Su periplo seguiría en Washington y terminaría probablemente en Punta del Este.

El ex Presidente estaría de vuelta en Santiago los primeros días de diciembre, a tiempo para posicionarse en la encuesta CEP y así enfrentar una prueba clave para una posible candidatura, que debería resolver después del primer trimestre del próximo año.

Piñera: Acuerdo con la UDI y ampliar base de apoyo

A buscar la unidad de la Alianza y para ello lograr un acuerdo con la UDI para enfrentar la parlamentaria bajo el concepto de «competencia constructiva», se abocará Sebastián Piñera a partir de este domingo. La idea, señalan, es que esto se realice "sin ningún tipo de presión en la definición presidencial, es decir, respetando los plazos que la UDI se ha fijado". Sin embargo, algunos de sus cercanos señalan que es prácticamente imposible que ambas cosas no vayan ligadas, pues la figura de Piñera estará implícita en cualquier tipo de negociación entre los partidos. Y aunque en la tienda de Suecia siempre se habló de abril como «el» mes para tomar una definición presidencial, algunos en el piñerismo apuestan a que ese episodio se adelantaría incluso para fines de enero.

Así -y confiado en que las encuestas presidenciales lo mantendrán en el mismo nivel que antes de la municipal-, Piñera intensificará su trabajo en un segundo frente: establecer la "coalición por el cambio", ampliando su base de apoyo en organizaciones de carácter regional, en los militantes de ChilePrimero y también en el PRI. Si bien en ese partido ya recibió un portazo de Adolfo Zaldívar y de Jaime Mulet, la estrategia de Piñera apunta a conquistar las bases, luego de constatar en sus recorridos de campaña el apoyo que concita en este grupo.

Con dicha coalición agarrando cuerpo, más el 40% que espera que obtenga la Alianza en la municipal -que en su análisis significa subir algo más de dos puntos (de 37,6%) y así reducir a la mitad la brecha con la Concertación (que bajaría de 47,8% a 45%)-, Piñera comenzaría a tender redes también hacia la DC. Según advierten, los resultados del domingo dejarán en mal pie a ese partido para reclamar su mejor derecho a llevar candidato presidencial, por lo que allí tendría otro nicho que conquistar.

Por Claudia Valle
.

Las Infartantes treinta comunas donde los partidos se juegan la elección municipal.

.
Las pulsaciones están a mil y los nervios de punta.

Ya empiezan a quedar atrás los frenéticos días de trabajo en terreno, los despliegues de presidenciables, las acusaciones mutuas de ataques -y hasta atentados- entre comandos y unos cierres de campaña que, aunque no resultaron lo multitudinarios que algunos querían, sí abundaron en entusiasmo.

Ahora los partidos sólo esperan -con los dientes apretados- lo que ocurra el domingo, resultados que -apuestan- definirán el escenario político para la contienda por el «premio mayor»: la presidencial y las parlamentarias de 2009.

Cuando la cautela ha abundado a la hora de hacer pronósticos y nadie se atreve a predecir cambios decisivos en las votaciones globales (la Concertación seguiría siendo la primera fuerza, aunque con la Alianza acortando distancias), las verdaderas incógnitas -y las batallas más vistosas- se dan en 30 decisivas comunas. Por tamaño, por importancia mediática y por existir reales posibilidades de que allí sí se produzcan vuelcos dramáticos o reales cambios de tendencias, en buena medida es en tales lugares donde realmente se definirá la municipal.

El grupo incluye a las «trincheras» de cada bloque, bastiones cuya pérdida implicaría un duro fracaso. Entre ellos, la «joya de la corona», Santiago. Y es que en ambas coaliciones el análisis es compartido: la foto frente a la Plaza de Armas, en el balcón del histórico edificio municipal, con el ganador de esa alcaldía acompañado probablemente de sus respectivos presidenciables, será «la» imagen del día y un elemento clave para trasmitir sensación de triunfo, más allá incluso de los resultados nacionales.

No es la única trinchera que la Alianza debe defender con todo: también están La Florida (la comuna símbolo de la clase media), Estación Central y Recoleta.

A su vez, el oficialismo intenta no retroceder en sus emblemáticas Valparaíso, Temuco, Osorno, San Bernardo, Cerro Navia, Chillán y Quilicura, sabiendo que perderlas implicará no sólo una dolorosa derrota, sino quedarse sin bastiones que pueden ser claves para las campañas de 2009.

En la treintena de municipios decisivos, también hay otros grupos donde centrar la atención. Por ejemplo, el de aquellas comunas que se transformaron en feudos de los «ex caudillos» Jorge Soria y Pedro Velásquez. Ambos, tras enfrentar problemas con la justicia que los hicieron perder sus alcaldías, intentan ahora recuperar sus títulos de líderes imbatibles, ya no compitiendo ellos, sino a través de las candidaturas de parientes cercanos que corren por fuera de los dos grandes bloques. Esto, con el riesgo de terminar perdiendo su tradicional influencia.

También son objeto de máxima atención las comunas de que logre hacerse el PC tras el pacto por omisión con el oficialismo, encabezadas por Cerro Navia, que puede transformarse en el gran bastión comunista metropolitano, pero sin descartarse sorpresas en otros municipios del país. Porque, aunque pocos creen que esta vez la lista «Juntos Podemos» incremente sustancialmente su votación, el sector extraparlamentario aspira a emerger el domingo con una nueva y fortalecida influencia política.

También llega la hora de la verdad para otra lista, «Chile limpio», el pacto del PRI y ChilePrimero, que, además de medir por primera vez la fuerza electoral de los ex concertacionistas, aspira a hacerse de algunas comunas importantes, ya sea con nombres que van dentro de su nómina o con independientes a los que ha entregado su apoyo.

Y a todo ello se suma el gran dolor de cabeza para el oficialismo: aquellos lugares donde postulantes descolgados consiguieron el apoyo de parlamentarios y dirigentes de la propia Concertación. El caso más emblemático -pero no el único- son los municipios de la VIII región donde el díscolo senador PS Alejandro Navarro ha hecho de las suyas. La gran duda es si los hechos le darán la razón a los rebeldes o si, como temen varios en los partidos, al final sólo servirán para dividir votos con los postulantes «oficiales» y terminar entregándole en bandeja a la derecha botines valiosos, como Talcahuano o Arica.

Fuente: La Segunda.
.

Senador Jorge Pizarro y las municipales: “A la DC le va a ir muy bien.


Senador Jorge Pizarro y las municipales: “A la DC le va a ir muy bien, lo que demostrará que seguimos siendo un partido consolidado y líder dentro de la Concertación”

De cara a las elecciones municipales, el senador DC Jorge Pizarro conversó con Cambio21 donde destacó la alianza que tiene su partido con los socialistas. Destacó que “tenemos una alianza que fue la base de la creación de la Concertación, por lo que sin duda seguirá adelante”.

Asimismo con relación a los resultados que el partido obtendrá el domingo y ante un evidente riesgo de que Soledad Alvear pueda perder su opción de ser la candidata de la DC en la presidencial, Pizarro aseguró que “a nosotros nos va a ir muy bien en estas municipales, vamos a sacar bastantes puntos de diferencia, los que demostrarán que seguimos siendo un partido consolidado y líder dentro de la Concertación”.

Descolgados de regreso

El tema de los descolgados ya no resulta nuevo para nadie, pero hoy la moda se relaciona con el regreso de estos a sus partidos, como el caso de la candidata a alcaldesa por Coquimbo, Moira Navea, quien pretende regresar a la DC.

El senador Pizarro ante el tema afirmó que “yo creo que la Concertación necesita tener claridad en quienes forman parte de ella”. Asimismo no se opuso a la idea de que los descolgados puedan volver a la Concertación en caso de que sean electos.

El problema de las dos listas

Claramente las dos listas trajeron disgustos a todos, principalmente a los DC y a los socialistas, quienes se opusieron hasta el final con el tema.

Pero Pizarro está confiado de que “a la Concertación le va a ir bien” aunque reconoció que el tema de las dos listas no le hizo bien a nadie.

“Con eso de las dos listas, va a haber una mayor confusión y una competencia plena entre sectores de la misma coalición, que al final causa mucho daño”, sentenció el senador Jorge Pizarro

Fuente: Cambio21.
.

jueves, 23 de octubre de 2008

Políticos apolíticos.

Una buena parte del deterioro de los partidos políticos se ve reflejada en la elección municipal. En muy escasas oportunidades se puede apreciar en la propaganda que inunda las calles a qué partido pertenece cada candidato o candidata. Aparentemente, se ha desvanecido ese tremendo orgullo del militante que representaba a su partido en alguna elección y que hoy parece ser historia.

La desafección y desconfianza de la ciudadanía hacia las diversas fuerzas políticas y “los políticos en general” se encarnan en una afirmación decidora: hoy no conviene aparecer representando a algún partido o, incluso más, presentarse como «político» a alguna elección popular.

Qué duda cabe, nos encontramos en un escenario esquizofrénico, pero ¿por qué los propios políticos critican a la clase política? Muy simple: porque ello rinde votos.

En definitiva, el cinismo no tiene límites: ver a un político criticando a “los políticos” es el reflejo más evidente del deterioro de una antigua y noble vocación.

Entonces se nos viene a la mente otra vieja interrogante: ¿qué es primero, el huevo o la gallina? Es decir, ¿colaboran los mismos políticos a reivindicar a la clase política o sólo si ésta se vuelve a prestigiar, ahí sí reconozco que soy un político?

Eso es, como afirma el dicho popular, no querer perder ni pan ni pedazo.

Con esta pequeña muestra podemos entender por qué no se materializan proyectos tan importantes como el límite a las reelecciones de los parlamentarios, o por qué, a pesar de que está de moda el discurso «municipalista», no se aprobó la ley que regula el artículo 121 de la Constitución. Dicha iniciativa establecía bonos de retiro para el personal en condiciones de jubilar, es decir, una renovación de los funcionarios de planta de la municipalidades, además de mejoras a través de la negociación colectiva y la implementación de un sistema de remuneraciones asociado al cumplimiento de metas.

La ciudadanía tiene en estas elecciones una oportunidad para desafiar la ley de la inercia y el statu quo. Debe así examinar quién es quién entre los candidatos que se presentan, qué es lo que simbolizan verdaderamente y a qué ideología o partido pertenecen.

El político apolítico es el más peligroso.

Cecilia Valdés León - Secretaria Ejecutiva ProyectAmérica.
.

"Las elecciones no se ganan ni se pierden, sólo se explican".

Así reaccionarán los partidos políticos después de las municipales. Los guarismos y números que quieren vencer

Hoy jueves a la medianoche se acaba la publicidad callejera para las elecciones municipales del domingo próximo. Queda poco por hacer y cada uno de los candidatos a las 345 comunas del país se preparan para el momento más tenso de la campaña: el recuento de votos del 26 de octubre en la tarde.

Mientras tanto, los distintos entidades del firmamento político ya lanzaron sus pretenciones y metas sobre le mesa, echaron a correr la ingeniería electoral y preparan la artillería para el día después de los escrutinios que serán leídos desde la Estación Mapocho.

Sin embargo, existe la posibilidad de que los cálculos previos no funcionen y las colectividades se queden cortas a la hora del balance final. ¿Qué excusa se le dará a la ciudadanía y a sus propios compañeros y camaradas de partido? A continuacíon, un resumen de las posibles argumentos post comicio municipal, pero entediendo que "las elecciones no se ganan ni se pierden, sólo se explican..."

Concertación A: Alvear y su prueba de fuego

Los cuatro partidos del arcoiris por primera vez desde 1989 van separados y en dos listas: Concertación Democrática (DC-PS) y Concertación Progresista (PPD-PRSD).

De parte del primer subpacto, la Democracia Cristiana aspira llegar al 15%, cifra que dista mucho del 20,3% de la anterior vuelta. La expulsión del senador Adolfo Zaldívar y la renuncia de los cinco diputados colorines, hoy agrupados en su mayoría en el PRI, motivarían tal merma en las urnas.

De no superar esa cifra, la candidatura presidencial de la timonel falangista Soledad Alvear estaría en entredicho, ya sea por el senador Eduardo Frei y por sus (hoy) aliados socialistas.

No obstante, el ex presidente de la Cámara Baja, Gutenberg Martínez, fue claro en señalar que "cualquiera sea el resultado municipal, la DC tiene derecho a llevar candidato”.

El PS se mantiene expectante. Quiene mantener su 10% del 2004, aunque sabe que el efecto "díscolo" ocasionado por el senador Alejandro Navarro podría hacerlo llegar al 8 ó 9%. De Insulza, Lagos y compañía se hablará el lunes por la mañana.

Concertación B: Coletazos de las dos listas

El PPD es mirado de reojo por todo el mundo concertacionista luego de imponer forzadamente la idea de las dos listas. A nivel de partido lo único que no quieren es descender del 9%, pero es un hecho que la ida de uno de sus fundadores, el ex diputado Jorge Schaulsohn, como también de los parlamentarios Fernando Flores y Esteban Valenzuela, hoy anclados en ChilePrimero, motivará una caída de por lo menos dos puntos.

Los socios decés y socialistas apuestan por mantener este esquema de las dos listas para las elecciones parlamentarias, pero Alejandro Bahamondes, secretario general PPD, amenazó a Gutenberg Martínez de presentar por el Maule a Felipe Harboe, mismo lugar donde el ex timonel DC aspira competir para retornar al Parlamento.

Se anuncia competencia total a partir del lunes...

A su vez, sus correligionarios radicales sueñan en grande y van por el 7% (sumaron el 4,60% hace cuatro años). Así lo dijo su secretario general Ernesto Velasco. El problema es que ni siquiera tienen asegurado el apoyo de la coalición en Arica, donde Waldo Sankán corre por fuera y los propios pepedeístas descartaron apoyar al PRSD Patricio Zapata.

Los dirigidos por el senador José Antonio Gómez quieren sanciones para los diputados Jorge Insunza, otrora florista, y Antonio Leal, pero Pepe Auth no parece muy entusiasmado en castigar a sus legisladores.

"Esta elección es uno de los pretextos para negociar"

La Alianza sólo habla de alza municipal y competencia total el 2009, ya sea con la Concertación en la presidencial, como también entre RN y la UDI en las parlamentarias.

El secretario general gremialista Víctor Pérez, aseveró que sus colores llegarán desdel el 18,81% del 2004 al 20% y sentenció que su objetivo "no es" ganarle a RN para poder así poner un nombre en la carrera a La Moneda.

"Hemos sido majaderos, vamos a esperar los plazos, o sea abril de 2009, para tomar nuestra decisión. Los resultados de esta elección es sólo uno de los pretextos para sentarnos a negociar, pero no determina el futuro de la Alianza", sostuvo a Cambio 21.

Según el senador por el Bío-Bío, "uno de los escenarios claves va a ser el comportamiento de la Concertación después de este proceso. Mientras tanto, acá hay un tema anímico para lo que viene".

El presidente de Renovación Nacional, Carlos Larraín, dice que treparán hasta el 21%, superando a sus socios de calle Suecia. Su abanderado presidencial Sebastián Piñera ha recibido loas por no mostrar preferencias en sus viajes de campaña. Es más, desde la propia UDI lo han calificado como "líder de la oposición" por proclamar de la misma manera a los postulantes de RN y de la Unión Demócrata Independiente.

La ilusión de Larraín es que los regionalistas independientes de Jaime Mulet y Adolfo Zaldívar, los de ChilePrimero de Fernando Flores y los deslcolgados apoyados por Alejandro Navarro, Raúl Súnico, Antonio Leal y Jorge Insunza, le hagan perder votación al arcoiris y ahí RN crecer en sufragios.

Hablando del rey de Roma

Los aludidos del PRI tienen como meta llegar al 4%. El jefe máximo de este partido, diputado Jaime Mulet, de no llegar a tal cifra, ya tiene lista su respuesta.

"Si no superamos ese porcentaje es porque el camino va a ser más largo de lo planificado. Somos una entidad nueva, aún en formación, pero nos ha ido bastante bien, por lo que esperamos un buen resultado el domingo", indicó el parlamentario por Vallenar a Cambio 21.

Juntos, ¿podemos?

Los comunistas, gracias al pacto de omisión con el oficialismo, tienen contemplado un 8% del total de los votos. Ricardo Solé, encargado electoral del PC, sostuvo a nuestro portal que "a nivel del pacto Juntos Podemos Más creemos que superaremos los dos dígitos".

Eso sí, recalca el dirigente, "no está en juego el debate sobre el candidato presidencial único" con sus socios humanistas, que tienen a Tomás Hirsch como abanderado desde hace meses.

"Son cosas separadas y no es bueno apurarnos en esta definición. Nuestra historia dice que si hay una propuesta política amplia, el PC se sumará sea comunista o no sea comunista, pero mientras tanto el compañero Guillermo Teillier es nuestro candidato hasta diciembre de 2009", aseguró.

Desde el lado del PH, su motivación "es mejorar el 2%" del 2004, en palabras de su presidenta Marilén Cabrera. "Aspiramos a tener un alcalde y tenemos reales posibilidades en San Juan de la Costa, Yumbel y Futaleufú", afirmó.

Fuente: cambio21.
.

Terror militar y policial en Arauco – Y los parlamentarios????.

.
Se acrecienta militarización en Arauco ante actos de resistencia: allanamientos, detenciones arbitrarias y controles de identidad son parte del escenario. Comuneros siguen detenidos.Un verdadero mar de policías y Carabineros armados, apoyados con tanquetas de guerra, mantienen sitiadas gran parte de las comunidades Mapuche que se ubican entre Cañete y Tirúa, en la Provincia de Arauco. Según comuneros del sector, la gente no quiere salir de sus casas por temor al actuar de las policías. "Las Fuerzas Especiales andan muy violentos y agresivos. Paran a la gente y la intimidan para que entreguen información. Da miedo hasta de mirarlos", reconoció una lagmien del sector.

A eso hay que sumar la decena de viviendas que han sido allanadas violentamente por agentes de Investigaciones y del Gope, maltratando a niños y ancianos, inclusive.

El panorama es desolador. La ruta P-70, que une a Cañete con Tirúa, fue apoderada por los agentes represivos que al mando del fiscal antimapuche, Mario Elgueta, buscan y persiguen a los luchadores sociales Mapuche.

La prensa burguesa, por su parte, respalda el discurso criminalizante del gobierno haciendo creer a la opinión pública que se trata de simples ladrones de madera y no, que es lo que son, comunidades movilizadas que ejercen legítimamente el control territorial en los predios usurpados por las grandes transnacionales.

El punto más álgido se ha concentrado en Lleu LLeu, San Ramón, El Malo, Ranquilhue y Puerto Choque, todos sectores ubicados a orillas del lago Lleu Lleu, en donde se han apostado sendos destacamentos de uniformados utilizando todo tipo de artimañas para atemorizar a grandes y chicos. Controles de identidad y arbitrarias detenciones han sido la tónica. Prueba de lo anterior fue la detención de un comunero, que fue sometido a control de detención esta mañana en el juzgado de Garantía de Cañete logrando su inmediata libertad. Evidentemente, la prensa fáctica sólo recalcó su detención y no lo arbitrario de ella y, menos, su libertad.

Descrito el panorama, diversos actos de resistencia se han originado en la zona.

En tanto, en Santiago, el subsecretario de Interior, Felipe Harboe, aprovechando el micrófono abierto de los medios, insiste en que hay delincuentes mezclados con Mapuche con el fin de avalar la tesis de los Mapuche buenos y Mapuche malos. Está claro que los peñis y lagmien que resisten dignamente en Arauco no entran en el saco de los mejores.

DETENIDO

Por su parte, el juez del juzgado de Garantía de Cañete, decidió ampliar la detención de Norberto Parra Leiva, comunero de Choque, que fue detenido ayer tras un allanamiento en la zona. Se le acusa de robar una motosierra, con la cual –según la fiscalía- su hermano César (también detenido) habría atacado a un carabinero.

http://redchem.entodaspartes.org/

Fuente: El Chileno.
.

miércoles, 22 de octubre de 2008

Marcelo Trivelli: "Ganaré las primarias de la DC, de la Concertación y pelearé por ser el próximo Presidente de Chile".

Marcelo Trivelli, el candidato presidencial DC que desafía al oficialismo: "Ganaré las primarias de la DC, de la Concertación y pelearé por ser el próximo Presidente de Chile".

El autoproclamado candidato presidencial DC, Marcelo Trivelli, se molesta cuando le preguntan sobre su futuro en caso de perder las primarias internas de su partido el próximo 14 de diciembre.

Desde su óptica, tiene la primera opción de conseguir una victoria, no sólo en la tienda de Alameda 1460, sino que también en el conglomerado de Gobierno cuando se elija al postulante único del sector el 2009.

Según el ex intendente metropolitano, "hace 20 años se estaba con la gente, pero hoy la Concertación no tiene ningún apego a ella y está está acomodada en el poder. Vengo de una visita Lo Prado y ayer estuve en San Antonio con jóvenes candidatos concejales y la gente no quiere más de lo mismo; renovarse o morir".

En diálogo con nuestro portal, Trivelli, hijo del falangista Hugo Trivelli y sobrino del ex Presidente Aylwin, calificó la política actual como "decadente", porque a su juicio "se ha cerrado una época, la de la transición y lo único que se oye es la voz de las cúpulas".

"Tengo la oportunidad de conversar y escuchar a las personas -añade-, y la gente nota que están alejados. Mientras los demás, como la Alvear y Frei, hacen política desde arriba hacia abajo, yo lo hago desde las bases, o sea, desde abajo hacia arriba. Los falangistas de las comunas me dicen: estamos con usted porque hace lo mismo que nosotros".

- Pero en lo concreto, ¿qué sector histórico de la DC lo respalda? Están los guatones, chascones, alvearistas, freístas y sobre ellos se mueven el partido...
- Eso es una mirada de pasado, yo apuesto al futuro desde las bases. A mí me siguen los discapacitados y los jóvenes que no son parte de las cúpulas. Sobre ellos va nuestro mensaje.

- ¿Cómo evalúa el hecho que Eduardo Frei amenace con no inscribirse para las primarias de la DC por el tema de los padrones?
- Es un problema de Frei. El mismo votó por esa modalidad que ahora cuestiona, lo mismo que Soledad Alvear, que votó en contra de la realización de primarias abiertas.

- Usted dice que va a ganar, pero existe una posibilidad cierta de que pierda también. En ese escenario, ¿estudia presentarse por un cupo al senado el próximo año?
- Las preguntas que tú me haces sobre mi presunta candidatura a senador por las regiones Quinta, Séptima Norte, Novena Norte y Novena Sur y Décima Primera son parte de la voz de las cúpulas a la que ta hacía mención antes. Ellos dicen eso, motivo por el cual puedo afirmar que "Cambio 21 sólo escucha lo que dicen las cúpulas"... por favor, ponlo entre comillas. Y lo otro, me voy a presentar a las primarias de la Democracia Cristiana y las voy a ganar. Para que lo digas y todos se enteren: llegaré hasta el final, ganaré las primarias de la Concertación y pelearé por ser el próximo Presidente de Chile".

Fuente: Cambio21.
.

Rubén Gajardo: "Lo que más me atrae de la Política es construir Acuerdos".

Fue diputado por el distrito de Antofagasta y concejal en el actual periodo. Va a la reelección con su experiencia como bandera de lucha. Conozca las diversas ideas, interactúe y vote informadamente.

Rubén Gajardo es un político de la vieja guardia, fue diputado, seremi de justicia y más recientemente, concejal. Va a la reelección con la convicción de que su experiencia le hace bien al municipio.

Es abogado, militante democratacristiano desde que tenía 16 años.

¿Por qué se animó a repostular al cargo?

"Porque el trabajo municipal es un trabajo atractivo, se está en contacto con los más importantes problemas de la comuna. especialmente lo que más me interesa es el tema de la educación, la salud y de algunas medidas y obras que son importantes dado los problemas que ha traído consigo el no resolverlos, como por ejemplo el tema de los perros vagos.

Acelerar el traslado del vertedero, y una especial preocupación por el tema de las personas de la tercera edad. Yo creo que en esta materia se ha ido generando una conciencia de respeto, lo que no se traduce en acciones muy concretas, fuera de algunos paquetes turísticos, pero reconocer que el adulto mayor es una persona vigente es una deuda que tiene la sociedad chilena".

¿Cuál es su evaluación de estos cuatro años como concejal?

"Bueno, lo primero que hay que decir es que existe una sensación de frustración, dado que los medios con que cuenta el concejal son muy escasos. es decir, no tiene capacidad de propuesta, es distinta la situación del alcalde, porque el alcalde es el municipio. Y lo que les corresponde a los concejales es fiscalizar el funcionamiento de la tarea de la municipalidad, preocuparse de que la municipalidad funcione, y fiscalizar al alcalde, principalmente.

Con esto quiero decir que una idea que plantee el concejal no es transformada en proyecto si el alcalde no lo decide, y lo presenta al Concejo Municipal".

En este sentido, ¿cómo fue la experiencia de trabajar con Daniel Adaro?

"La verdad es que hubo un poco de descoordinación. En el tema de Daniel Adaro no quisiera entrar a calificar como fue la gestión, porque Daniel es una persona que ha sido ya muy castigada, y seguir con críticas sobre el cadáver, es como demasiado. Y además soy amigo de él, de tal manera que mantengo mi solidaridad como amigo".

Usted fue diputado y cuatro años concejal, ¿Cómo aplicará esa experiencia si vuelve a ser electo?

Seguramente el concejo se va a renovar, dado que sólo tres de sus miembros actuales va a la reelección. La verdad es que lo que más me atrae de la política es construir acuerdos, construir ideas, no es la denuncia pública mi estilo, salvo que haya algo que sea conocido. Pero no es mi estilo de hacer política, ni cuando fui diputado ni cuando he sido concejal".

¿Cómo ha enfocado su campaña?

"Confío en que la gente que me conoce tenga la voluntad de votar por mi. Ahora, qué es lo que va a pasar, las elecciones son siempre impredecibles, no se sabe qué va a pasar, lo único es que el candidato que no es optimista no es candidato, yo creo que me irá bien".

¿Qué mensaje le enviaría a los lectores y electores?

"Durante la época eleccionaria se hace mucha demagogia. Y esa demagogia se hace en parte impulsada por la ciudadanía, porque le preguntan al candidato qué promete. Y si le preguntan eso, algo tiene que prometer, porque sino, hay gente que no vota. No es lo correcto, porque a mi juicio es la trayectoria lo que debería ilustrar a la ciudadanía, porque eso es lo que da confianza. No lo que en un momento determinado uno puede ofrecer. El oro y el moro, la nacionalización del cobre, es decir, cosas de otra galaxia".

Ficha Personal

Nombre Completo: Rubén Gajardo Chacón.

Edad: 72 años.

Lugar de Nacimiento: Santiago de Chile. Llegó a Antofagasta a trabajar en la Corporación de Fomento en el año 1969.

Actividad: Profesión: Abogado, de la Universidad de Chile.

Militancia política: Demócrata Cristiano.

Test

Su lugar preferido de Antofagasta es...

"El Club de Yates".

¿Cuándo fue la última vez que fue a la Municipalidad y a qué?

"El martes pasado, a la reunión del Concejo Municipal".

¿Qué personaje merecería ganar un Ancla de Oro?

"En este momento no sabría decirle, porque los que tengo en la mente ya se lo han ganado, como Floreal Recabarren".

Gentileza: El Nortero.
.

Roddiam Aguirre: "Mi Bandera de Lucha son los Presupuestos Participativos".

Concejal por Sierra Gorda, ex director regional de Sernatur y político desde los 15 años, ahora aspira a uno de los ocho sillones del Concejo Municipal. Conozca las diversas ideas, interactúe y vote informadamente.

Roddiam Aguirre está en política desde los quince años. Fue director regional del Servicio Nacional de Turismo y está por abandonar su cargo de concejal por la comuna de Sierra Gorda, para hacer la misma labor en la Municipalidad de Antofagasta.

Militante de la Democracia Cristiana, recibió esta semana el apoyo del ex alcalde Daniel Adaro, que salió de su claustro para levantar la voz y darle un espaldarazo. "Estaba golpeando puertas, y así llegamos donde don Daniel Adaro, alguien que es muy respetado y querido. Tener su apoyo es súper importante", dice.

¿Cómo se gestó el apoyo de Daniel Adaro?

"Nos conocemos hace muchos años, trabajamos en política juntos y en organizaciones sociales, nos conoce. Para él fue fácil decirnos que nos diera el apoyo. No sé específicamente en el caso de él, cómo estará su vida. Pero está armando su defensa y se hizo un tiempo para apoyarme a mi, y también a Norma Pizarro en nuestras campañas.

En los puerta a puerta, es lo que más se puede conocer a los candidatos. Trato de conversar con la mayor cantidad de gente. Para crear un compromiso, para que me conozcan. En una primera etapa fue poner la gráfica publicitaria en los techos de las casas, no se quiso hacer nada que tuviera que ver con infringir la ley electoral.

¿Cómo fue la experiencia en Sierra gorda y por qué decidió postular por Antofagasta?

"Hay una tarea concreta en Sierra Gorda. Conocí bastante como es el funcionamiento de un concejo, ahora es un desafío más grande. Yo estaba como pre candidato a alcalde allá, pero por razones de la política, dentro de la Concertación no le correspondió el cupo a la Democracia Cristiana, así que estuvimos pensando y analizando la situación y decidimos postular a concejal por Antofagasta".

¿Cuáles son sus propuestas?

"Hemos dicho que hay una gran cantidad de candidatos en Antofagasta, que va a ser difícil que la gente conozca a todos los candidatos, menos sus propuestas Pero nosotros nos hemos concentrado los esfuerzos en una sola propuesta, nuestra bandera de lucha en esta campaña, y ojala quienes queden en el concejo puedan ejecutarla.

Son los presupuestos participativos, es una herramienta que no es nueva. Los aspectos técnicos existen para poder realizarlos, se han hecho en otras comunas. Es una experiencia que se trae desde Brasil. Se trata de realizar consultas ciudadanas, asambleas para que se levanten ideas de los proyectos.

Una vez que están armadas las propuestas, por parte de organismos técnicos del municipio, se lleva a una votación popular, una consulta ciudadana, en un sector determinado, juntas de vecinos o sectores si son obras de mayor envergadura. Donde se vota por la alternativa que más se quiere, una multicancha, pavimentación, lo que sea. Pero es la ciudadanía la que vota.

Y se respeta, una vez que se vota, el proyecto se aprueba por los concejales y se ejecuta la obra. Qué mejor que mejorar la ciudad con ideas que sean de la gente, que tengan pertenencia. Muchas veces pasa que se hacen obras que quedan botadas, que se rayan, se ensucian, la gente no se apropia de los espacios públicos, entonces qué mejor que preguntarle a la ciudadanía qué es lo que necesitan.

Del presupuesto municipal se destina un porcentaje a la participación ciudadana. La idea es que la gente pueda decidir sobre sus zonas, su territorio".

Cuando dejó su cargo en Sernatur ¿renunció o le pidieron la renuncia?

"Me pidieron la renuncia, no renuncié. Me la pidió el intendente, luego de haber sido evaluado con las mejores notas en el nivel central, estábamos desarrollando una buena gestión. El intendente nunca me aclaró porqué me pidió la renuncia. En ese momento ya se sabía que podría ir de candidato..."

¿Por qué otras personas se les permitieron postular y mantener su cargo en el gobierno...?

"Esas son las decisiones políticas que no se comprenden, que no se entienden, que le hacen daño a la Concertación. Siendo que no es incompatible ser concejal, con un cargo en una dirección regional. Si es incompatible ser Seremi. Pero acá no se mide a todos con la misma balanza. Hay acuerdos que privilegian a algunos.

Ese tipo de inequidades le hacen daño a la Concertación".

Un mensaje final a nuestros lectores y a los electores...

"A la ciudadanía que se informe, que conozca a los candidatos, para votar informados, yo soy un servidor público que vengo de los 15 trabajando en política. Fui presidente de la Red Eco 90, organización ambiental que desarrolló la descontaminación del plomo en el sector de los colectivos. Me llena de orgullo. Tengo experiencia en el servicio público, en lo social, conozco los problemas de Antofagasta. Vamos a trabajar con mucha fuerza para realizar trabajo en conjunto, sabemos que los concejales no tienen mayor atribución, pero si hay un alcalde que quiere trabajar en equipo, para poder desarrollar un progreso y soluciones más rápidas, estoy disponible, para hacer una Antofagasta mejor".

Ficha Personal

Nombre Completo: Roddiam Ricardo Aguirre Aguirre.

Edad: 36 años.

Estado Civil: Casado, una hija. María José.

Lugar de Nacimiento: Antofagasta.

Enseñanza Media: Liceo de Hombres, diablos rojos.

Actividad / Profesión: Encargado de una empresa de transportes.

Militancia política: Democracia Cristiana.


Test

¿Cuál es su palabra favorita?

"Perseverancia"

Su lugar preferido de Antofagasta es...

"El borde costero"

¿El último libro que leyó?

"Leo mucha prensa, diarios, internet, pero no libros"

¿Alguna canción que le esté dando vueltas en la cabeza?

"Mi canción de campaña"

¿Qué personaje merece el Ancla de Oro?

"Eliseo Gárate"

¿Cuándo fue la última vez que fue a la Municipalidad y a qué?

"Fui al Concejo Municipal, a la elección del alcalde suplente"

Gentileza: El Nortero.
.

martes, 21 de octubre de 2008

Patricio Aylwin: Ricardo Lagos debe someterse a las decisiones de los partidos.

Ex mandatario rechazó la posibilidad de que un candidato se exima de las condiciones de las colectividades oficialistas, que en este caso, piden primarias.

Un café con el actor Cristián Campos y su hermana Sara -candidata a alcaldesa por La Reina- animó ayer la mañana de Patricio Aylwin. El ex Presidente posó para una sesión fotográfica, conversó con algunos vecinos y, al terminar la actividad, aprovechó de comentar la manifiesta voluntad de Ricardo Lagos de no participar en primarias para elegir al candidato presidencial concertacionista.

"Son los partidos los que toman las decisiones para escoger candidatos (...) Un ex presidente está en la misma situación del que no lo ha sido. Si su nombre figura en algún momento tendrá que decidirse, o por su colectividad por el mundo socialista o por alguna decisión bilateral de algún candidato", dijo Aylwin.

Los partidos oficialistas han exigido que el candidato se designe por primarias, a lo cual se ha negado Lagos. El ex mandatario quiere imponerse a través de las encuestas y, de esta manera, instalar él las "reglas del juego" en el próximo gobierno.

Sin referirse explícitamente a las primarias, Aylwin sostuvo que Lagos debe someterse a las mismas condiciones de los demás candidatos. "En la lucha interna todos vamos en la misma situación", señaló el ex Presidente, quien dijo que así lo ha hecho la Concertación desde 1989.

Lagos, en tanto, se reunió a desayunar con una veintena de candidatos jóvenes de la Concertación en la Plaza Brasil y evitó comentar las críticas de José Miguel Insulza a su estrategia para llegar a La Moneda.
El ex mandatario sólo ironizó frente a la comparación que hizo el titular de la OEA entre su situación y la de Jorge Alessandri, a quien los partidos le pidieron ser candidato.

"Uuuh. No sé cuántos de ustedes recordarán lo de Alessandri. Claro que no es buen ejemplo porque llegó segundo", dijo Lagos, quien más tarde realizó una actividad conjunta con Soledad Alvear en Recoleta y emplazó a Sebastián Piñera a pronunciarse por el ataque incendiario a una sede de la candidata DC Francisca Zaldívar.

Por Tomás Martínez y Guillermo Muñoz
.

Edmundo Pérez Yoma concluye gira por I Región y surge como carta senatorial de la DC.

Un grupo de vecinos le pidió ayer en Arica que postule al Senado por esa zona. Lo mismo han evaluado en la DC. "No he pensado en eso", dijo el ministro.

Edmundo Pérez Yoma subió al mediodía de ayer a un improvisado escenario en la población general José Alejandro Bernales, en Arica. El ministro del Interior levantó sus manos para saludar a cerca de 400 personas, que habían llegado a participar en la entrega de escrituras de viviendas sociales, y fue aplaudido con fuerza por largos momentos. Al finalizar el acto sería sorprendido por un grupo de vecinos: "Postule al Senado por acá", le dijeron.

Pérez Yoma agradeció el gesto. Pero no hizo comentarios. Era una de las últimas actividades de su gira de cuatro días por la Primera Región, que concluyó ayer. Llegó el viernes a Iquique, donde encabezó encuentros con autoridades y gremios, y el domingo se trasladó a Arica. Ese día se reunió con el obispo de la ciudad, el rector de la U. de Tarapacá y participó en un acto con representantes de las FF.AA, entre otras actividades.

La visita de Pérez Yoma a la Primera Región surge en momentos en que su partido, la DC, ha evaluado postularlo como candidato senatorial por la zona. Tanto entre algunos miembros de la directiva como a nivel de parlamentarios apuestan por recuperar una plaza que perdieron en 1993 en manos del PPD Sergio Bitar y que hoy es representada por Fernando Flores. El senador de ChilePrimero ha notificado que no repostulará.

"No sé cuál será su decisión, porque hoy él es ministro, tiene la confianza de la Presidenta y aún queda un año de gobierno. Pero si decide competir por un cupo senatorial me parece que es una muy buena noticia para la DC", afirmó el vicepresidente Jorge Burgos.

En el entorno de Pérez Yoma señalan que al ministro le han pedido de "distintos sectores del partido" que compita como senador por Arica o la III Región.

"El no lo descarta ni lo confirma, lo está evaluando", dice un cercano, quien añade, eso sí, que uno de los problemas es que abandone el gobierno antes de fin de año, como ha pedido la Presidenta Bachelet a los ministros que tienen aspiraciones parlamentarias.

Al ser consultado por una eventual candidatura senatorial, Pérez Yoma dijo a La Tercera que "no he pensado en eso".

VINCULOS CON EL NORTE
Ya en 2001 el nombre de Pérez Yoma había sonado con fuerza en la DC para ir como candidato en la I Región. El ministro, sin embargo, desistió de su candidatura en favor de la de Jaime Ravinet, quien finalmente no compitió: Ricardo Lagos le ofreció ser su ministro de Vivienda.

El jefe de gabinete entonces apostó por convertirse en candidato en la III Región. Pero un consejo ampliado de la DC designó al dirigente Erick Villegas como su carta para la zona.

En la DC dicen que la opción que más atrae a Pérez Yoma es la I Región, donde tiene antiguos vínculos: vivió en la zona en la década de los 60, luego que su padre, el ex ministro Edmundo Pérez Zujovic, le pidiera hacerse cargo de una empresa pesquera familiar.

En sus años en el Ministerio de Defensa, en el gobierno de Eduardo Frei, el jefe de gabinete solía visitar la región. Hoy, en la DC sostienen que él podría capturar gran parte del voto del mundo militar, que algunos calculan en un 15%, debido a su buena relación con las FF.AA.

Por Tomás Martínez y Paula Pacheco.
.

Jaime Ravinet asegura que “sigo siendo el favorito”.

Ravinet aprovechó de criticar el doble estándar que, a su entender, han desarrollado los eventuales candidatos a La Moneda de la Concertación al presidencializar la elección.

"Tranquilo". Así vive los días previos a la elección municipal del domingo el candidato de la Concertación por Santiago, Jaime Ravinet (DC), quien ayer vaticinó que aventajará a su máximo contendor, el UDI Pablo Zalaquett, por un margen de tres a cinco puntos.

Confiando en que "sigo siendo el favorito" para llegar al sillón edilicio y en que su rival gremialista "no ha subido ni un voto" desde que se lanzó a la carrera por el municipio, el ex ministro de Defensa aseguró que el empate virtual con el jefe comunal de La Florida obedece al postulante del PRI, Ricardo Israel, como parte de una estrategia para restar puntos al oficialismo en favor de la derecha.

"La candidatura de Israel fue concebida como un verdadero "catapilco" a mi candidatura y lo que busca es, precisamente, facilitar el triunfo de Zalaquett. Es una candidatura testimonial, que no sacará más de cinco, seis o siete puntos y esos puntos son potencialmente votantes por mi candidatura", expresó ayer el ex secretario de Estado tras recibir -en la sede de su comando- al ex rector de la Universidad de Chile, Luis Riveros, quien llegó hasta Alameda 399 para apoyarlo.

Ravinet aprovechó de criticar el doble estándar que, a su entender, han desarrollado los eventuales candidatos a La Moneda de la Concertación al presidencializar la elección.

Fuente: La Nacion.
.

lunes, 20 de octubre de 2008

LOS CHILENOS PODEMOS Y DEBEMOS CAMBIAR LA CONSTITUCION ACTUAL.

Yo empiezo por hacerme la pregunta ¿Se necesita una nueva constitución? Y yo me respondo categóricamente, SI. A juicio de muchos chilenos se necesita una nueva constitución y en esto no hay ninguna frigolidad ni demagogia.Uno de los puntos fundamentales hoy día en debate y que determina la existencia del anhelo por lograr alcanzar una democracia plena, incide precisamente en el contenido de la actual constitución; porque una constitución es mucho más que una cosa jurídica. En una Constitución hay una constelación de asuntos de tipo científico, cultural, social y de normas y costumbres propias de una sociedad organizada. Una constitución es la expresión cultural de un pueblo. Es el anhelo del pueblo que se manifiesta en muchos aspectos y que rebasan lo que es el aspecto puramente jurídico.

Si se le preguntara a nuestro pueblo si está satisfecho con la Constitución actual. No nos quepa la menor duda, que no les satisface.

Yo quisiera relatar algo que es fundamental para que entendamos porqué esta constitución no puede en el fondo, en el fondo de nuestro pensamiento, ser aceptada.

Todos los esfuerzos que se han invertido en los debates para reformarla, se justifican por que uno no puede estar satisfecho en lo esencial, No cabe duda que esos esfuerzos han dado algunos frutos, se ha avanzado y se ha avanzado de tal suerte que no es el caso negarlo absolutamente todo.

Se trata de que se responda acerca de si esta constitución se justifica o no... y tendremos que llegar a la conclusión que la constitución actual no se justifica.

Me parece necesario recordar que cuando esta constitución llegó a aplicarse, había un régimen dictatorial generalizado en América Latina, no sólo en Chile, sino en Brasil, Uruguay y en Argentina.

Ustedes deben saber que no es una mera coincidencia, que, durante su discusión, se hablara de actas constitucionales o de actas políticas, pero fundamentalmente de las cartas institucionales.

¿Y porqué de esta coincidencia? porque no es coincidencia que en cuatro regímenes evidentemente autoritarios, si generosamente queremos llamarlos nada más que así, se hablaba de ellas, porque el origen de ellas era común y el origen de ellas era un sentido definitiva y claramente fascista. Estas actas constitucionales nacieron y fueron las herederas directas del régimen de Vichy, en Francia, durante la Segunda Guerra Mundial.

Aquel glorioso héroe de la primera guerra se transforma posteriormente en dirigente del régimen fascista de Francia. Con la acción conjunta de gobernantes y ministros, se aprueban las actas constitucionales, para apoyar el régimen de Vichy y en esas actas constitucionales se contemplan precisamente los mismos procedimientos que después se trasladan a América Latina. Estos procedimientos quedan plasmados en las actas constitucionales precedentes y en los términos de la Constitución chilena de 1980. De manera que no se nos venga a decir que esta constitución es simplemente una constitución con alguna consideración autoritaria: es una constitución de origen fascista y esta constitución de origen fascista está plasmada en una serie de actos, entre otros, en el exceso de autoritarismo presidencial.

En la Constitución de 1833 se plantea y después se restablece en la Constitución de 1925 un sistema presidencial, pero de alguna manera, esos sistemas presidenciales son defendibles, porque significaron una serie de institucionalidades en Chile. Sin embargo, la Constitución del 80, fue una Constitución a medida del dictador, que pretendía seguir gobernando; en la cual no hay sólo un presidencialismo exacerbado , sino que hay un auto presidencialismo irritante, en el cual el presidente de la República regula la formación de la ley y la determinación del contenido de las leyes en un 80%.

De manera pues que estamos en presencia de una constitución con una generación de tipo facístoide que no la debemos aceptar.

La duda es porqué ¿Porqué se defendió? La respuesta, de quienes estuvieron involucrados en su aceptación, es fundamentalmente tratar de irla modificando gradualmente y como bien se sabe, a esta Constitución del 80 se le han hecho ciento y tantos modificaciones.

De los 129 artículos que actualmente tiene, 123 han sido modificados, pero subsisten una serie de aspectos fundamentales: por ejemplo el sistema de elección nominal y una serie de otros aspectos que no han sido modificados. Pero existen dos o tres que son fundamentales para que esta Constitución pueda considerarse una Constitución NO democrática. Yo quiero referirme a dos o tres que son esenciales y que créanme son la causa directa de cómo y porque esta constitución en su letra y su contenido actual, es irritantemente inaceptable.

Me refiero al aspecto económico, a lo que se ha denominado economía de mercado. La economía de mercado que como sistema se conoce como neoliberal y cómo este sistema neoliberal deplorablemente se ha materializado y dado como resultado un crecimiento global, pero no desarrollo, pues desarrollo implica mucho más que un mero crecimiento económico.

El régimen de economía de mercado en la forma en que está aplicado en Chile, es absolutamente inaceptable; por el egoísmo que implican los términos en que está realizado.

Sin una nueva Constitución, no habrá democracia plena en Chile. Chile jamás será dueño de su destino, jamás podrá lograr un pleno desarrollo, por mucho crecimiento que logre.

Sólo una asamblea constituyente permitirá sentar las bases de una constitución democrática. Chile nunca ha tenido una Constitución auténticamente democrática. Las cinco constituciones que Chile se ha dado, fueron producto de una crisis política; ellas jamás han sido producto de un diálogo nacional. Esta es la primera vez que existe la calma y la tranquilidad requerida para discutir en profundidad los anhelos de un pueblo que aspira a una democracia plena.

Uno de los mecanismos que existen para presionar hacia una Asamblea Constituyente es marcar el voto, para esta elección municipal. Los votos marcados no son nulos. Se escrutan como válidos, si sólo tienen una preferencia. La ley electoral N° 18700, señala que “serán nulas y no se escrutarán las células en que aparezca marcada más de una preferencia.

¡HAZTE CIUDADANO¡ VOTA POR QUIEN QUIERAS, PERO MARCA EL VOTO: A.C. o Asamblea Constituyente

Ing. Jorge Humaña Zunino - Gerente Técnico GIMA Gestión Inmobiliaria Mayor Santiago Chile

Gentileza: El Chileno.
.

ATRIBUTOS PRESIDENCIALES PARA CHILE.

.

.
Fuente: Giro Pais.
.

¿Quién era Milton Friedman?

Bajo este título se publicó en el diario El Mundo de España este artículo que a pesar de ser muy largo, ofrece una visión excelente del sacerdote máximo de la religión neoliberal que ha llevado al mundo a la catástrofe financiera que hoy sufrimos. El autor es nada menos que Premio Nobel de Economía y un decidido defensor del sistema capitalista del tipo de intelectual que no se deja engañar y que trata –sin contar con el instrumentario marxista de análisis que le facilitaría el trabajo – de ver la realidad, en este caso la obra de Friedman, en forma lo mas completa y objetiva posible. El artículo es un excelente recado para los monaguillos de la iglesia neoliberal que trabajan en Chile porque pone en entredicho dogmas fundamentales de la fe monetarista o neoliberal y revela, sin tapujos, como el “monetarismo” y todas sus consecuencias fracasaron rotundamente. En especial desvirtúa el argumento central de que la cesantía es producto de una incorrecta política monetarista en la economía.

PAUL KRUGMAN

La historia del pensamiento económico en el siglo XX es algo parecida a la del cristianismo en el XVI. Hasta que John Maynard Keynes publicó su Teoría general de la ocupación, el interés y el dinero en 1936, la ciencia económica -al menos en el mundo anglosajón- estaba completamente dominada por la ortodoxia del libre mercado. De vez en cuando surgían herejías, pero siempre se suprimían. La economía clásica, escribía Keynes en 1936, "conquistó Inglaterra tan completamente como la Santa Inquisición conquistó España". Y la economía clásica decía que la respuesta a casi todos los problemas era dejar que las fuerzas de la oferta y la demanda hicieran su trabajo.

Predecir el fenómeno de la estanflación fue uno de los mayores triunfos de la economía de posguerra

"A Milton todo le recuerda la oferta monetaria. A mí todo me recuerda el sexo, pero no lo escribo"

Friedman hizo una cruzada en favor de la política monetaria, que había quedado relegada

El análisis que hizo sobre la Gran Depresión acabó pareciendo intelectualmente corrupto

El monetarismo, una fuerza poderosa durante tres décadas, es hoy una sombra de lo que era

Los resultados de las políticas monetaristas fueron decepcionantes en EE UU y Reino Unido

Friedman llevó las ideas del libre mercado hasta sus límites lógicos para cualquier problema

El aumento de renta en Estados Unidos ha sido menor desde que se aceptaron sus postulados

La percepción de los latinoamericanos es que las políticas neoliberales han fracasado

El mundo necesita ahora una contra-contrarreforma contra el absolutismo del libre mercado

Pero la economía clásica no ofrecía ni explicaciones ni soluciones para la Gran Depresión. Hacia mediados de la década de 1930, los retos a la ortodoxia ya no podían contenerse. Keynes desempeñó la función de Martín Lutero, al proporcionar el rigor intelectual necesario para hacer la herejía respetable. Aunque Keynes no era ni mucho menos de izquierdas -vino a salvar el capitalismo, no a enterrarlo-, su teoría afirmaba que no se podía esperar que los mercados libres proporcionaran pleno empleo, y estableció una nueva base para la intervención estatal a gran escala en la economía.

El keynesianismo constituyó una gran reforma del pensamiento económico. Inevitablemente, le siguió una contrarreforma. Diversos economistas desempeñaron un papel importante en la gran recuperación de la economía clásica entre los años 1950 y 2000, pero ninguno fue tan influyente como Milton Friedman. Si Keynes era Lutero, Friedman era Ignacio de Loyola, el fundador de los jesuitas. Y al igual que los jesuitas, los seguidores de Friedman han actuado como una especie de disciplinado ejército de fieles y provocado una amplia, pero incompleta, retirada de la herejía keynesiana. A finales de siglo, la economía clásica había recuperado buena parte de su anterior hegemonía, aunque ni mucho menos toda, y a Friedman le corresponde buena parte del mérito.

No quiero llevar demasiado lejos la analogía religiosa. La teoría económica aspira al menos a ser ciencia, no teología; se ocupa de la tierra, no del cielo. La teoría keynesiana se impuso en un principio porque era mucho mejor que la ortodoxia clásica a la hora de dar sentido al mundo que nos rodea, y la crítica de Friedman a Keynes adquirió tanta influencia porque supo detectar los puntos débiles del keynesianismo. Y sólo a modo de aclaración: aunque este artículo sostiene que Friedman estaba equivocado en algunos aspectos, y a veces parecía poco sincero con sus lectores, le considero un gran economista y un gran hombre.

Milton Friedman desempeñó tres funciones en la vida intelectual del siglo XX. Estaba el Friedman economista de economistas, que escribía análisis técnicos, más o menos apolíticos, sobre el comportamiento de los consumidores y la inflación. Estaba el Friedman emprendedor político, que pasó décadas haciendo campaña en nombre de la política conocida como monetarismo y que acabó viendo cómo la Reserva Federal y el Banco de Inglaterra adoptaban su doctrina a finales de la década de 1970, sólo para abandonarla por inviable unos años más tarde. Por último, estaba el Friedman ideólogo, el gran divulgador de la doctrina del libre mercado.

¿Desempeñó el mismo hombre todas estas funciones? Sí y no. Las tres estaban guiadas por la fe de Friedman en las verdades clásicas de la economía del libre mercado. Además, su eficacia como divulgador y propagandista descansaba en parte en su merecida fama de profundo economista teórico. Pero hay una diferencia importante entre el rigor de su obra como economista profesional y la lógica más laxa y a veces cuestionable de sus pronunciamientos como intelectual público. Mientras que la obra teórica de Friedman es universalmente admirada por los economistas profesionales, hay mucha más ambivalencia respecto a sus pronunciamientos políticos y en especial su trabajo divulgativo. Y debe decirse que hay serias dudas respecto a su honradez intelectual cuando se dirigía a la masa de ciudadanos.

Pero dejemos de lado por el momento el material cuestionable y hablemos de Friedman en cuanto teórico económico. Durante la mayor parte de los dos siglos pasados, el pensamiento económico estuvo dominado por el concepto del Homo economicus. El hipotético Hombre Económico sabe lo que quiere; sus preferencias pueden expresarse matemáticamente mediante una función de utilidad, y sus decisiones están guiadas por cálculos racionales acerca de cómo maximizar esa función: ya sean los consumidores al decidir entre cereales normales o cereales integrales para el desayuno, o los inversores que deciden entre acciones y bonos, se supone que esas decisiones se basan en comparaciones de la utilidad marginal, o del beneficio añadido que el comprador obtendría al adquirir una pequeña cantidad de las alternativas disponibles.

Es fácil burlarse de este cuento. Nadie, ni siquiera los economistas ganadores del Premio Nobel, toma las decisiones de ese modo. Pero la mayoría de los economistas, yo incluido, consideramos útil al Hombre Económico, quedando entendido que se trata de una representación idealizada de lo que realmente pensamos que ocurre. Las personas tienen preferencias, incluso si esas preferencias no pueden expresarse realmente mediante una función de utilidad precisa; por lo general toman decisiones sensatas, aunque no maximicen literalmente la utilidad. Uno podría preguntarse por qué no representar a las personas como realmente son. La respuesta es que la abstracción, la simplificación estratégica, es el único modo de que podamos imponer cierto orden intelectual en la complejidad de la vida económica. Y la suposición del comportamiento racional es una simplificación especialmente fructífera.

La cuestión, sin embargo, es hasta dónde se puede llevar. Keynes no atacó de lleno al Hombre Económico, pero a menudo recurría a teorías psicológicas verosímiles y no a un cuidadoso análisis de qué haría una persona que tomara decisiones racionales. Las decisiones empresariales estaban guiadas por impulsos viscerales (animal spirits); las decisiones de consumo, por una tendencia psicológica a gastar parte, pero no la totalidad, de un aumento de la renta; los acuerdos salariales, por un sentido de la equidad, y así sucesivamente.

¿Pero era realmente una buena idea reducir tanto la función del Hombre Económico? No, decía Friedman, que en un artículo de 1953 titulado The methodology of positive economics [La metodología de la economía positiva] sostenía que las teorías económicas no deberían juzgase por su realismo psicológico, sino por su capacidad para predecir el comportamiento. Y los dos mayores triunfos de Friedman como economista teórico procedieron de aplicar la hipótesis del comportamiento racional a cuestiones que otros economistas habían considerado fuera del alcance de dicha hipótesis.

En un libro de 1957 titulado Una teoría de la función del consumo -no exactamente un título que agradara a las masas, pero sí un tema importante-, Friedman sostenía que el mejor modo de entender el ahorro y el gasto no es, como había hecho Keynes, recurrir a una teorización psicológica laxa, sino, por el contrario, pensar que los individuos hacen planes racionales sobre cómo gastar su riqueza a lo largo de la vida. Ésta no era necesariamente una idea antikeynesiana; de hecho, el gran economista keynesiano Franco Modigliani planteó de manera simultánea e independiente el mismo argumento, incluso con más cuidado, al considerar el comportamiento racional, en colaboración con Albert Ando. Pero sí señalaba un retorno a los modos de pensar clásicos, y funcionaba. Los detalles son un poco técnicos, pero la "hipótesis de la renta permanente" planteada por Friedman y el "modelo del ciclo vital" de Ando y Modigliani resolvían varias paradojas aparentes sobre la relación entre renta y gasto, y todavía hoy siguen constituyendo las bases de cómo estudian los economistas el gasto y el ahorro.

El trabajo sobre el comportamiento de los consumidores habría forjado por sí solo la fama académica de Friedman. Sin embargo, obtuvo un triunfo al aplicar la teoría del Hombre Económico a la inflación. En 1958, el economista neozelandés A. W. Phillips señalaba que existía una correlación histórica entre el desempleo y la inflación, de modo que la inflación iba asociada a un bajo desempleo y viceversa. Durante un tiempo, los economistas trataron esta correlación como si fuera una relación fiable y estable. Esto provocó un debate serio sobre qué punto de la curva de Phillips debería escoger el Gobierno. ¿Debería Estados Unidos, por ejemplo, aceptar una tasa de inflación más alta para alcanzar una tasa de desempleo más baja?

En 1967, sin embargo, Friedman pronunciaba ante la Asociación Económica Estadounidense una conferencia presidencial en la que sostenía que la correlación entre inflación y desempleo, aun siendo visible en los datos, no representaba una verdadera compensación, al menos no a largo plazo. "Siempre hay", decía, "una compensación temporal entre inflación y desempleo; no hay una compensación permanente". En otras palabras, si los políticos intentaran mantener el desempleo bajo mediante una política de generar mayor inflación, sólo conseguirían un éxito temporal. Según Friedman, el desempleo acabaría por aumentar de nuevo, incluso con una inflación elevada. En otras palabras, la economía sufriría la situación que Paul Samuelson más tarde denominaría "estanflación".

¿Cómo llegó Friedman a esta conclusión? (Edmund S. Phelps, premio Nobel de Economía de este año, había llegado de manera simultánea e independiente al mismo resultado). Como en el caso de su trabajo sobre el comportamiento de los consumidores, Friedman aplicó la idea del comportamiento racional. Sostenía que después de un periodo de inflación sostenido, las personas introducirían las expectativas de inflación futura en sus decisiones, lo cual anularía cualquier efecto positivo de la inflación sobre el empleo. Por ejemplo, una de las razones por las que la inflación puede aumentar el empleo es que contratar a más trabajadores se vuelve más rentable cuando los precios suben más que los salarios. Pero en cuanto los trabajadores comprenden que el poder de adquisición de sus salarios se verá erosionado por la inflación, exigen por adelantado acuerdos de subida salarial más elevados, para que los salarios alcancen el mismo nivel que los precios. En consecuencia, cuando la inflación se mantiene durante un tiempo, ya no proporciona el mismo impulso al empleo que al principio. De hecho, se producirá un aumento del desempleo si la inflación no cumple las expectativas.

En el momento en que Friedman y Phelps propusieron sus ideas, Estados Unidos tenía poca experiencia con la inflación sostenida. De modo que ésta fue verdaderamente una predicción, en lugar de un intento de explicar el pasado. Sin embargo, en la década de 1970, la inflación persistente puso a prueba la hipótesis de Friedman-Phelps. Sin duda, la correlación histórica entre inflación y desempleo se rompió exactamente como Friedman y Phelps habían predicho: en la década de 1970, mientras la tasa de inflación superaba el 10%, la tasa de desempleo era tan elevada o más que en las décadas de 1950 y 1960, unos años de precios estables. Al fin la inflación se controló en la década de 1980, pero sólo después de un doloroso periodo de desempleo extremadamente elevado, el peor desde la Gran Depresión.

Al predecir el fenómeno de la estanflación, Friedman y Phelps alcanzaron uno de los grandes triunfos de la economía de posguerra. Este triunfo, más que ninguna otra cosa, confirmó a Milton Friedman en su categoría de grande entre los economistas, independientemente de lo que pudiera pensarse de sus demás funciones.

Una interesante anotación: aunque avanzó mucho en la aplicación del concepto de racionalidad individual a la macroeconomía, también sabía dónde parar. En la década de 1970, algunos economistas llevaron más lejos aún el análisis de Friedman, llegando a sostener que no hay una compensación útil entre inflación y desempleo ni siquiera a corto plazo, porque los ciudadanos anticiparán las acciones del Gobierno y aplicarán esa anticipación, así como la experiencia pasada, al establecimiento de precios y a las negociaciones salariales. Esta doctrina, conocida como las "expectativas racionales", se extendió por buena parte de la economía académica. Pero Friedman nunca la aceptó. Su sentido de la realidad le advertía de que esto era llevar demasiado lejos la idea del Homo economicus. Y así se demostró: la conferencia pronunciada por Friedman en 1967 ha superado la prueba del tiempo, mientras que las opiniones más extremas propuestas por los teóricos de las expectativas racionales en los años setenta y ochenta no la han superado.

"A Milton todo le recuerda la oferta monetaria. Bien, a mí todo me recuerda el sexo, pero no lo pongo por escrito", escribía en 1966 Robert Solow, del MIT. Durante décadas, la imagen pública y la fama de Milton Friedman se definieron en gran medida por sus pronunciamientos sobre la política monetaria y su creación de la doctrina conocida como monetarismo. Sorprende darse cuenta, por tanto, de que el monetarismo se considera en gran medida un fracaso, y que parte de lo dicho por Friedman sobre el dinero y la política monetaria -al contrario que lo que dijo acerca del consumo y la inflación- parece haber sido engañoso, y quizá de manera deliberada.

Para comprender de qué trataba el monetarismo, lo primero que hay que saber es que la palabra dinero no significa exactamente lo mismo en economía que en el lenguaje común. Cuando los economistas hablan de oferta monetaria [en inglés, money supply, oferta de dinero] no se refieren a riqueza en el sentido habitual. Sólo se refieren a esas formas de riqueza que pueden usarse de manera más o menos directa para comprar cosas. La moneda -trozos de papel con retratos de presidentes muertos- es dinero, y también los depósitos bancarios contra los que se pueden extender cheques. Pero las acciones, los bonos y los bienes raíces no son dinero, porque hay que convertirlos en efectivo o en depósitos bancarios antes de poder usarlos para hacer compras.

Si la oferta monetaria constara sólo de moneda, estaría bajo el control directo del Gobierno, o más precisamente, de la Reserva Federal, un organismo monetario que, como sus homólogos los bancos centrales de muchos otros países, está institucionalmente un poco separado del Gobierno propiamente dicho. El hecho de que la oferta de dinero incluya también los depósitos bancarios complica un poco la realidad. El banco central sólo tiene control directo sobre la base monetaria -la suma de moneda en circulación, la moneda que los bancos tienen en sus cámaras acorazadas y los depósitos que los bancos guardan en la Reserva Federal-, pero no sobre los depósitos que los ciudadanos tienen en los bancos. En circunstancias normales, sin embargo, el control directo de la Reserva Federal sobre la base monetaria basta para darle también un control efectivo sobre la oferta monetaria total.

Antes de Keynes, los economistas consideraban la oferta monetaria una herramienta primordial de la gestión económica. Pero él sostenía que en condiciones de depresión, cuando los tipos de interés son muy bajos, los cambios en la oferta monetaria tienen pocas consecuencias sobre la economía. La lógica era la siguiente: cuando los tipos de interés son del 4% o del 5%, nadie quiere que su dinero quede ocioso. Pero en una situación como la de 1935, cuando el tipo de interés de las letras del Tesoro a tres meses era sólo del 0,14%, hay muy poco incentivo para asumir el riesgo de poner el dinero a trabajar. El banco central podría tratar de estimular la economía acuñando grandes cantidades de moneda adicional; pero si el tipo de interés es ya muy bajo, es probable que el efectivo adicional languidezca en las cámaras acorazadas de los bancos o debajo de los colchones. En consecuencia, Keynes sostenía que la política monetaria, un cambio en la oferta de dinero circulante para gestionar la economía, sería ineficaz. Y por eso, él y sus seguidores creían que hacía falta una política presupuestaria -en especial un aumento del gasto público- para sacar a los países de la Gran Depresión.

¿Por qué es esto importante? La política monetaria es una forma de intervención pública en la economía altamente tecnocrática y en gran medida apolítica. Si la Reserva Federal decide aumentar la oferta monetaria, todo lo que hace es comprar unos cuantos bonos del Tesoro a bancos privados, y pagar los bonos mediante anotaciones en las cuentas de reserva de esos bancos: en realidad, todo lo que la Reserva Federal tiene que hacer es acuñar un poco más de base monetaria. En cambio, la política presupuestaria supone una participación mucho más profunda del sector público en la economía, a menudo de un modo cargado de ideología: si los políticos deciden usar las obras públicas para promover el empleo, tienen que decidir qué construir y dónde. Por tanto, los economistas con una inclinación al libre mercado tienden a querer creer que la política monetaria es todo lo que hace falta; los que desean un sector público más activo tienden a creer que la política presupuestaria es esencial.

El pensamiento económico tras el triunfo de la revolución keynesiana -como se refleja, por ejemplo, en las primeras ediciones del libro de texto clásico de Paul Samuelson- daba prioridad a la política presupuestaria, mientras que la política monetaria quedaba relegada a los márgenes. Como Friedman decía en la conferencia pronunciada en 1967 ante la Asociación Económica Estadounidense:

"La amplia aceptación de las opiniones entre los profesionales de la economía ha hecho que durante dos décadas, prácticamente todos menos unos cuantos reaccionarios pensaran que los nuevos conocimientos económicos habían vuelto obsoleta la política monetaria. El dinero no importaba".

Aunque esto tal vez fuese una exageración, la política monetaria no estuvo muy bien considerada en las décadas de 1940 y 1950. Friedman, sin embargo, hizo una cruzada a favor de la propuesta de que el dinero también importaba, la cual culminó con la publicación en 1963 de A monetary history of the United States, 1867-1960, en colaboración con Anna Schwartz

Aunque A monetary history of the United States es una gran obra de extraordinaria erudición, que abarca un siglo de desarrollos monetarios, su análisis más influyente y controvertido fue el relativo a la Gran Depresión. Friedman y Schwartz afirmaban que habían refutado el pesimismo de Keynes acerca de la eficacia de la política monetaria en condiciones de depresión. "La contracción" de la economía, declaraban, "es de hecho un trágico testimonio de la importancia de las fuerzas monetarias".

¿Pero qué querían decir con eso? Desde el principio, la posición de Friedman y Schwartz parecía un poco escurridiza. Y con el tiempo, la presentación que Friedman hacía de la historia se hizo más grosera, no más sutil, y acabó pareciendo -no hay otra forma de decirlo- intelectualmente corrupta.

Al interpretar los orígenes de la Gran Depresión es crucial distinguir entre la base monetaria (dinero más reservas bancarias), que la Reserva Federal controla directamente, y la oferta monetaria (dinero más depósitos bancarios). La base monetaria aumentó durante los primeros años de la Gran Depresión, subiendo de una media de 6.050 millones de dólares en 1929 a una media de 7.020 millones en 1933. Pero la oferta monetaria cayó drásticamente, de 26.600 millones a 19.900 millones de dólares. Esta divergencia reflejaba principalmente las consecuencias de la oleada de quiebras bancarias de 1930-1931: a medida que los ciudadanos perdían la fe en los bancos, empezaron a guardar su riqueza en efectivo y no en depósitos bancarios, y los bancos que sobrevivieron empezaron a tener grandes cantidades de efectivo a mano en lugar de prestarlo, para evitar el peligro de un pánico bancario. La consecuencia fue que se hacían muchos menos préstamos y, por tanto, muchos menos gastos de los que habría habido si los ciudadanos hubieran seguido depositando el efectivo en los bancos, y los bancos hubieran seguido prestando los depósitos a las empresas. Y dado que el desplome del gasto fue la causa próxima de la depresión, el deseo repentino tanto por parte de los individuos como de los bancos de poseer más efectivo empeoró sin duda la recesión.

Friedman y Schwartz sostenían que la caída de la oferta monetaria había convertido lo que podría haber sido una recesión ordinaria en una depresión catastrófica, un argumento de por sí discutible. Pero incluso poniendo por caso que lo aceptemos, cabe preguntar si puede decirse que la Reserva Federal, que al fin y al cabo aumentó la base monetaria, provocó la caída de la oferta monetaria total. Al menos inicialmente, Friedman y Schwartz no dijeron eso. Lo que dijeron, por el contrario, fue que la Reserva Federal pudo haber prevenido la caída de la oferta monetaria, en especial acudiendo al rescate de los bancos en quiebra durante la crisis de 1930-1931. Si la Reserva Federal se hubiera apresurado a prestar dinero a los bancos en apuros, la oleada de quiebras bancarias podría haberse evitado, y eso a su vez podría haber evitado la decisión de los ciudadanos de guardar el dinero en efectivo en lugar de depositarlo en los bancos, y la preferencia de los bancos supervivientes por acumular los depósitos en sus cámaras acorazadas en lugar de prestar esos fondos. Y esto, a su vez, podría haber evitado lo peor de la depresión.

A este respecto, tal vez sea útil una analogía. Supongamos que se desata una epidemia de gripe, y que análisis posteriores indican que una acción adecuada de los centros de control de enfermedades podrían haber contenido la epidemia. Sería justo culpar a las autoridades públicas de no tomar las medidas adecuadas. Pero sería un exceso decir que el Estado causó la epidemia, o usar el fallo de esos centros para demostrar la superioridad de los mercados libres sobre el sector público.

Pero muchos economistas, y todavía más lectores legos en la materia, han interpretado que la explicación de Friedman y Schwartz significa que de hecho la Reserva Federal causó la Gran Depresión; que la depresión es en cierto sentido una demostración de los males de un Estado excesivamente intervencionista. Y en años posteriores, como he dicho, las afirmaciones de Friedman se volvieron más imprecisas, como si quisiera alimentar esta percepción errónea. En su alocución presidencial de 1967 declaraba que "las autoridades monetarias estadounidenses siguieron políticas altamente deflacionarias", y que la oferta monetaria cayó "porque el Sistema de la Reserva Federal forzó o permitió una reducción aguda de la base monetaria, al no ejercer las responsabilidades que tenía asignadas", una afirmación extraña dado que, como hemos visto, la base monetaria aumentó de hecho mientras la oferta monetaria caía. (Friedman tal vez se refiriese a dos episodios en los que la base monetaria cayó moderadamente por breves periodos, pero aun así su declaración es, como mínimo, muy engañosa).

En 1976, Friedman les decía a los lectores de Newsweek que "la verdad elemental es que la Gran Depresión se produjo por una mala gestión pública", una declaración que seguramente sus lectores interpretaron como que la depresión no se habría producido si el Estado se hubiera mantenido al margen, cuando de hecho lo que Friedman y Schwartz afirmaban era que el sector público debería haberse mostrado más activo, no menos.

¿Por qué los debates históricos sobre la función de la política monetaria en la década de 1930 importaban tanto en la de 1960? En parte porque encajaban en el programa más amplio de Friedman en contra del sector público, del que hablaremos más adelante. Pero la aplicación más directa era su defensa del monetarismo. De acuerdo con esta doctrina, la Reserva Federal debía mantener el crecimiento de la oferta monetaria en una tasa baja y constante, por ejemplo, el 3% anual, y no desviarse de ese objetivo, con independencia de lo que ocurriese en la economía. La idea era poner la política monetaria en piloto automático, eliminando cualquier poder por parte de las autoridades públicas.

El razonamiento de Friedman a favor del monetarismo era en parte económico y en parte político. Sostenía que el crecimiento constante de la oferta monetaria mantendría una economía razonablemente estable. Nunca pretendió que siguiendo esta norma se eliminarían todas las recesiones, pero sí afirmaba que las variaciones en la curva de crecimiento de la economía serían suficientemente pequeñas como para ser tolerables, de ahí la afirmación de que la Gran Depresión no habría ocurrido si la Reserva Federal hubiera seguido una norma monetarista. Y junto a esta fe con reservas en la estabilidad de la economía con un régimen monetario se daba su desprecio sin reservas hacia la capacidad de los directivos de la Reserva Federal para hacerlo mejor si se les daba poder para ello. La demostración de la falta de fiabilidad de la Reserva Federal estaba en el inicio de la Gran Depresión, pero Friedman podía señalar otros muchos ejemplos de políticas que habían salido mal. "Un régimen monetario", escribía en 1972, "aislaría la política monetaria del poder arbitrario de un pequeño grupo de hombres no sujetos al control de los electores, y de las presiones a corto plazo de la política partidista".

El monetarismo fue una fuerza poderosa en el debate económico durante unas tres décadas a partir de que Friedman expusiera por primera vez su doctrina en Un programa de estabilidad monetaria y reforma bancaria, publicado en 1959. Hoy, sin embargo, es una sombra de lo que era, por dos razones principales.

En primer lugar, cuando Estados Unidos y Reino Unido intentaron poner en práctica el monetarismo a finales de los setenta, los resultados fueron decepcionantes: en ambos países, el crecimiento constante de la oferta monetaria no consiguió impedir recesiones graves. La Reserva Federal adoptó oficialmente objetivos monetarios al estilo Friedman en 1979, pero los abandonó de hecho en 1982, cuando la tasa de desempleo superó el 10%. Este abandono se hizo oficial en 1984, y desde entonces la Reserva Federal realiza precisamente el tipo de afinación discrecional que Friedman condenaba. Por ejemplo, en 2001 respondía a la recesión reduciendo los tipos de interés y permitiendo que la oferta monetaria creciese a ritmos que en ocasiones superaban el 10% anual. Cuando se convenció de que la recuperación era sólida, la Reserva Federal cambió el rumbo, subiendo los tipos de interés y permitiendo que el crecimiento de la reserva monetaria cayese a cero.

En segundo lugar, desde comienzos de la década de 1980, la Reserva Federal y sus homólogos de otros países han realizado un trabajo razonablemente bueno, debilitando la imagen que Friedman daba de los banqueros centrales, a los que consideraba chapuceros irredimibles. La inflación se mantiene baja, las recesiones -excepto en Japón, país del que hablaremos enseguida- han sido relativamente breves y leves. Y todo esto ha ocurrido a pesar de las fluctuaciones de la oferta monetaria, que horrorizaban a los monetaristas y que los llevaron -incluso a Friedman- a predecir desastres que no llegaron a materializarse. Como señalaba David Warsh, de The Boston Globe, en 1992, "Friedman despuntó su lanza prediciendo la inflación en la década de 1980, durante la que se equivocó profunda y frecuentemente".

En 2004, el Informe Económico del Presidente, escrito por los muy conservadores economistas del Gobierno de Bush, podía no obstante hacer la altamente antimonetarista declaración de que "una política monetaria audaz", no estable ni constante, sino audaz, "puede reducir la profundidad de una recesión".

Ahora, unas palabras sobre Japón. Durante la década de 1990, Japón experimentó una especie de reproducción a pequeña escala de la Gran Depresión. La tasa de desempleo nunca llegó a los niveles de la Depresión, gracias a un enorme gasto en obras públicas que hizo que cada año Japón, con menos de la mitad de población, vertiese más cemento que Estados Unidos. Pero las condiciones de tipos de interés muy bajos que se dieron en la Gran Depresión reaparecieron con fuerza. Hacia 1998, el tipo del dinero a la vista, los tipos de los préstamos a un día entre bancos, era literalmente cero.

Y en esas condiciones, la política monetaria resultó tan ineficaz como Keynes había afirmado que lo fue en los años treinta. El Banco de Japón, el equivalente japonés a la Reserva Federal, podía aumentar la base monetaria, y lo hizo. Pero los yenes añadidos se guardaban, no se gastaban. Los únicos bienes de consumo duradero que se vendían bien, me dijeron por aquel entonces algunos economistas japoneses, eran las cajas fuertes. De hecho, el Banco de Japón se vio incapaz siquiera de aumentar la oferta monetaria tanto como deseaba. Puso en circulación enormes cantidades de efectivo, pero las medidas más generales de oferta monetaria crecieron muy poco. Por fin, hace dos años, iniciaba una recuperación económica, impulsada por una recuperación de la inversión empresarial para aprovechar las nuevas oportunidades tecnológicas. Pero la política monetaria nunca consiguió arrancar.

En efecto, Japón en los años noventa brindó una nueva oportunidad para poner a prueba las opiniones de Friedman y Keynes respecto a la eficacia de la política monetaria en condiciones de depresión. Y claramente los resultados respaldaban el pesimismo de Keynes y no el optimismo de Friedman.

En 1946, Milton Friedman debutó como divulgador de la economía del libre mercado con un panfleto titulado Roofs or Ceilings: The Current Housing Problema [Tejados o techos: el actual problema de la vivienda], escrito en colaboración con George J. Stigler, que más tarde se uniría a él en la Universidad de Chicago. El panfleto, un ataque contra el control de los alquileres, que todavía era universal inmediatamente después de la II Guerra Mundial, se publicó en circunstancias bastante extrañas: era una publicación de la Fundación para la Educación Económica, organización que, como Rick Perlstein escribe en Before the Storm (2001), su libro sobre los orígenes del movimiento conservador actual, "difundía un evangelio libertario tan drástico que rondaba el anarquismo". Robert Welch, fundador de la John Birch Society, era miembro de su consejo directivo. Esta primera aventura en la popularización del libre mercado anticipaba de dos maneras el curso de la evolución de Friedman como intelectual público a lo largo de las seis décadas siguientes.

En primer lugar, el panfleto demostraba la especial voluntad de Friedman de llevar las ideas del libre mercado hasta sus límites lógicos. Ni la idea de que los mercados son medios eficientes de asignar bienes escasos ni la propuesta de que los controles de precios crean escaseces e ineficacias eran nuevas. Pero muchos economistas, temiendo la reacción negativa contra una subida repentina de los alquileres (que Friedman y Stigler predecían que sería del 30% para el país en su conjunto), podrían haber propuesto una especie de transición gradual a la liberalización. Friedman y Stigler quitaban hierro a esas preocupaciones.

En décadas posteriores, esta tozudez se convertiría en uno de los sellos característicos de Friedman. Una y otra vez pedía soluciones de mercado a problemas -educación, atención sanitaria, tráfico de drogas ilegales- que en opinión de casi todos los demás exigían una intervención estatal extensa. Algunas de sus ideas han sido objeto de aceptación generalizada, como sustituir las normas rígidas sobre contaminación por un sistema de permisos de contaminación que las empresas pueden comprar y vender. Otras, como los cheques escolares, tienen un amplio respaldo en el movimiento conservador, pero no han avanzado mucho políticamente. Y algunas de sus propuestas, como eliminar los procedimientos de concesión de licencia para los médicos y abolir la Administración de Alimentos y Medicamentos, las consideran estrambóticas incluso la mayoría de los conservadores.

En segundo lugar, el panfleto demostraba lo bueno que Friedman era como divulgador. Está escrito de manera elegante y sagaz. No hay jerga; los argumentos se presentan con ejemplos del mundo real inteligentemente escogidos, desde la rápida recuperación de San Francisco tras el terremoto de 1906 hasta los problemas de un ex combatiente en 1946, recién licenciado del ejército, para encontrar un lugar decente donde vivir. El mismo estilo, mejorado por la imagen, marcaría la celebrada serie televisiva de Friedman en la década de 1980 Free to choose [Libre para elegir].

Hay muchas probabilidades de que la gran oscilación hacia las políticas liberales que se produjeron en todo el mundo a comienzos de la década de 1970 se hubiera dado aunque Milton Friedman no hubiese existido. Pero su incansable y brillantemente eficaz campaña a favor de los libres mercados seguramente ayudó a acelerar el proceso, tanto en Estados Unidos como en todo el mundo. Desde cualquier punto de vista -proteccionismo frente a libre comercio; reglamentación frente a liberalización; salarios establecidos mediante convenio colectivo y salarios mínimos obligatorios frente a salarios establecidos por el mercado-, el mundo ha avanzado en la misma dirección que Friedman. E incluso más llamativa que su logro en lo referente a los cambios de la política real ha sido la transformación de la opinión general: la mayoría de las personas influyentes se han convertido hasta tal punto al modo de pensar de Friedman que simplemente se da por sentado que el cambio de políticas económicas promovido por él ha sido una fuerza positiva. ¿Pero lo ha sido?

Consideremos en primer lugar los resultados macroeconómicos de la economía estadounidense. Tenemos datos de la renta real -es decir, teniendo en cuenta la inflación- de las familias estadounidenses entre 1947 y 2005. Durante la primera mitad de ese periodo de 55 años, desde 1947 hasta 1976, Milton Friedman era una voz que predicaba en el desierto, cuyas ideas no eran tenidas en cuenta por los políticos. Pero la economía, a pesar de todas las ineficacias que él denunciaba, mejoró enormemente el nivel de vida de la mayoría de los estadounidenses: la renta media real se duplicó con creces. Por contraste, en el periodo transcurrido desde 1976, las ideas de Friedman se han ido aceptando cada vez más; aunque siguió habiendo intervención pública de sobra para que él pudiera quejarse, no cabe duda de que las políticas de libre mercado se generalizaron mucho más. Pero el aumento del nivel de vida ha sido mucho menos fuerte que durante el periodo anterior: en 2005, la renta media real sólo era un 23% superior a la de 1976.

Parte de la razón de que a la segunda generación de posguerra no le fuese tan bien como a la primera era la tasa total de crecimiento económico más lenta, un hecho que tal vez sorprenda a quienes suponen que la tendencia hacia el libre mercado ha aportado mayores dividendos económicos. Pero otra razón importante del retraso en el nivel de vida de la mayoría de las familias es un incremento espectacular de la desigualdad económica: durante la primera generación de posguerra, el aumento de la renta se extendió ampliamente a toda la población, pero desde finales de la década de 1970, la mediana de la renta, la renta de la familia típica, sólo ha subido la tercera parte de la renta media, que incluye la gran subida experimentada por las rentas de la pequeña minoría situada en lo más alto de la pirámide.

Esto plantea una cuestión interesante. Milton Friedman solía asegurar a su público que no hacía falta ninguna institución especial, como el salario mínimo y los sindicatos, para garantizar que los trabajadores compartiesen los beneficios del crecimiento económico. En 1976 les decía a los lectores de Newsweek que los cuentos de los perjuicios causados por los barones ladrones eran puro mito: "Probablemente no haya habido ningún otro periodo en la historia, en este o en cualquier otro país, en el que el hombre de a pie haya experimentado una mejora tan grande de su nivel de vida como en el periodo transcurrido entre la guerra civil y la I Guerra Mundial, cuando más fuerte era el individualismo desenfrenado".

(¿Y qué hay del extraordinario periodo de 30 años posterior a la II Guerra Mundial, que abarcó buena parte de la trayectoria profesional del propio Friedman?). Sin embargo, en las décadas que siguieron a ese pronunciamiento, mientras se permitía que el salario mínimo cayese por debajo de la inflación y los sindicatos desaparecían en gran medida como factor importante en el sector privado, los trabajadores estadounidenses veían cómo sus fortunas iban a la zaga del crecimiento de la economía en general. ¿Era Friedman demasiado optimista respecto a la generosidad de la mano invisible?

Para ser justos, hay muchos factores que afectan tanto al crecimiento económico como a la distribución de la renta, por lo que no podemos culpar a las políticas friedmanistas de todas las decepciones. Aun así, dada la suposición común de que el cambio a las políticas de libre mercado ha hecho grandes cosas por la economía estadounidense y por el nivel de vida de los estadounidenses corrientes, es asombroso el poco respaldo que los datos proporcionan a esa afirmación.

Dudas similares respecto a la falta de pruebas claras de que las ideas de Friedman funcionan de hecho en la práctica se pueden encontrar, todavía con más fuerza, en Latinoamérica. Hace una década era normal citar el éxito de la economía chilena, en la que los asesores de Augusto Pinochet, educados en Chicago, se habían pasado a las políticas del libre mercado después de que Pinochet se hiciera con el poder en 1973, como prueba de que las políticas inspiradas por Friedman mostraban la senda hacia un próspero desarrollo económico. Pero aunque otros países latinoamericanos, desde México hasta Argentina, han seguido el ejemplo de Chile en la liberación del comercio, la privatización de empresas y la liberalización, la historia de éxito chilena no se ha repetido.

Por el contrario, la percepción de la mayoría de los latinoamericanos es que las políticas neoliberales han sido un fracaso: el prometido despegue del crecimiento económico nunca llegó, mientras que la desigualdad de la renta ha empeorado. No quiero culpar de todo lo que ha salido mal en Latinoamérica a la Escuela de Chicago, ni idealizar lo sucedido antes, pero hay un asombroso contraste entre la percepción que Friedman defendía y los resultados reales de las economías que se pasaron de las políticas intervencionistas de las primeras décadas de posguerra a la liberalización.

Centrándonos más estrictamente en el tema, uno de los principales objetivos de Friedman era la, en su opinión, inutilidad y naturaleza contraproducente de la mayor parte de la reglamentación pública. En una necrológica para su colaborador George Stigler, Friedman elogiaba en concreto la crítica de Stigler a la normativa sobre la electricidad, y su argumento de que los reguladores normalmente acaban sirviendo a los intereses de los regulados y no a los de los ciudadanos. ¿Cómo ha funcionado entonces la liberalización?

Empezó bien, comenzando con la liberalización del transporte por carretera y de las aerolíneas a finales de la década de 1970. En ambos casos, la liberalización, aunque no contentó a todos, aumentó la competencia, en general bajó los precios, y aumentó la eficacia. La liberalización del gas natural también fue un éxito.

Pero la siguiente gran oleada de liberalización, la del sector eléctrico, fue otra historia. Al igual que la depresión japonesa de la década de 1990, demostraba que las preocupaciones keynesianas por la eficacia de la política monetaria no eran un mito; la crisis de la electricidad en California en 2000 y 2001 -en la que las compañías eléctricas y las distribuidoras de energía crearon una escasez artificial para hacer subir los precios- nos recordó la realidad que había tras los cuentos de los barones ladrones y sus depredaciones. Aunque otros Estados no sufrieron una crisis tan grave como la de California, en todo el país la liberalización de la electricidad supuso un aumento, no una disminución, de los precios, y unos beneficios enormes para las compañías eléctricas.

Aquellos Estados que, por la razón que fuera, no se subieron al vagón de la liberalización en la década de 1990 se consideran ahora afortunados. Y las más afortunadas son aquellas ciudades que por algún motivo no recibieron el memorando sobre los males del sector público y las bondades del sector privado, y siguen teniendo compañías eléctricas públicas. Todo esto demuestra que los argumentos originales a favor de la reglamentación eléctrica -la observación de que sin reglamentación las compañías eléctricas tendrían demasiado poder monopolístico- siguen siendo tan válidos como siempre.

¿Debería esto llevarnos a la conclusión de que la liberalización es siempre mala idea? No. Depende de los detalles específicos. Deducir que la liberalización es siempre y en todas partes una mala idea sería incurrir en el mismo tipo de pensamiento absolutista que, se podría decir, fue el mayor defecto de Milton Friedman.

En la reseña de 1965 sobre Monetary history, de Friedman y Schwartz, el fallecido premio Nobel James Tobin acusaba levemente a los autores de ir demasiado lejos. "Considérense las siguientes tres proposiciones", escribía. "El dinero no importa. Sí que importa. El dinero es lo único que importa. Es demasiado fácil deslizarse de la segunda proposición a la tercera". Y añadía que "en su celo y euforia", eso es lo que muy a menudo hacían Friedman y sus seguidores.

La defensa del laissez-faire por parte de Milton Friedman parece haber seguido una secuencia similar. Después de la Gran Depresión, muchos empezaron a decir que los mercados nunca pueden funcionar. Friedman tuvo la valentía intelectual de decir que los mercados sí funcionan, y sus dotes teatrales, unidas a su habilidad para organizar datos objetivos, lo convirtieron en el mejor portavoz de las virtudes del libre mercado desde Adam Smith. Pero caía con demasiada facilidad en la afirmación de que los mercados siempre funcionan y que son lo único que funciona. Es extremadamente difícil encontrar casos en los que Friedman reconociese la posibilidad de que los mercados pudieran funcionar mal, o de que la intervención pública podía ser útil.

El absolutismo liberal de Friedman ha contribuido a crear un clima intelectual en el que la fe en los mercados y el desdén por el sector público a menudo se imponen a los datos objetivos. Los países en vías de desarrollo se apresuraron a abrir sus mercados de capitales, a pesar de las advertencias de que eso podría exponerlos a crisis financieras; después, cuando las crisis llegaron como era previsible, muchos observadores culparon a los Gobiernos de esos países, no a la inestabilidad de los flujos de capital internacionales. La liberalización de la electricidad se produjo a pesar de las claras advertencias de que el poder de monopolio podría ser un problema; de hecho, al tiempo que la crisis de la electricidad en California seguía su evolución, la mayoría de los analistas quitaban importancia a las preocupaciones por el posible amaño de los precios alegando que no eran más que teorías de conspiración descabelladas. Los conservadores siguen insistiendo en que el libre mercado es la respuesta a la crisis sanitaria, frente a las abrumadoras pruebas en contra.

Lo extraño del absolutismo de Friedman respecto a las virtudes de los mercados y los vicios del Estado es que en su trabajo como economista teórico era de hecho un modelo de comedimiento. Como ya he señalado, hizo grandes contribuciones a la teoría económica al resaltar la importancia de la racionalidad individual, pero, a diferencia de algunos de sus colegas, sabía cuándo parar. ¿Por qué no mostró el mismo comedimiento en su papel de intelectual público?

La respuesta, sospecho, es que se vio atrapado en una función esencialmente política. Milton Friedman, el gran economista, sabía reconocer la ambigüedad y la reconocía. Pero de Milton Friedman, el gran defensor de la libertad de mercado, se esperaba que predicase la verdadera fe, no que manifestase sus dudas. Y acabó desempeñando la función que sus seguidores esperaban. A consecuencia de ello, la refrescante iconoclasia de los primeros años de su carrera se convirtió con el tiempo en una rígida defensa de algo que se había convertido en la nueva ortodoxia.

A la larga, a los grandes hombres se les recuerda por sus virtudes y no por sus defectos, y Milton Friedman fue de hecho un hombre muy grande, un hombre de valentía intelectual que fue uno de los pensadores económicos más importantes de todos los tiempos, y posiblemente el más brillante comunicador de las ideas económicas a los ciudadanos en general que jamás haya existido. Pero hay buenas razones para sostener que el friedmanismo, al final, fue demasiado lejos, como doctrina y en sus aplicaciones prácticas. Cuando Friedman inició su trayectoria como intelectual público, había llegado la hora de llevar a cabo una contrarreforma contra el keynesianismo, y todo lo que eso conllevaba. Pero lo que el mundo necesita ahora, diría yo, es una contra-contrarreforma. -paul krugman

Paul Krugman es profesor de Economía en la Universidad de Princeton y premio Nobel de Economía 2008. © New York Times Service, 2008. Traducción de News Clips.

Fuente: El Chileno.
.